Tierra de Lara busca voluntarios para visitas guiadas a San Pedro de Arlanza

La asociación pone en marcha una iniciativa piloto para formar a voluntarios que guíen visitas al Monasterio en verano

Se cuenta con una decena de inscritos y con la colaboración de expertos en historia y patrimonio, como el catedrático Félix Palomero

El objetivo último es testar si existe un nicho de negocio en la organización de visitas turística al conjunto patrimonial de Tierra de Lara

El colectivo inicia el 25 de marzo su primer módulo de formación en alternativas económicas en el medio rural con una sesión sobre marketing

Tierra de Lara busca voluntarios para visitas guiadas a San Pedro de Arlanza

A la busca y captura de voluntarios. Así se encuentra ahora la Asociación para el Desarrollo de Tierra de Lara, que acaba de poner en marcha un curioso proyecto para poner en valor el Monasterio de San Pedro de Arlanza, con vistas a crear un nicho de mercado en la promoción turística del patrimonio de la comarca. La iniciativa, a modo de experiencia piloto, se centra en formar a voluntarios para convertirlos en guías turísticos del cenobio benedictino, pieza clave de la historia de Castilla y que recibe anualmente 12.000 visitantes.

Borja Rosales, portavoz de Tierra de Lara, ha recordado que San Pedro de Arlanza es la “joya de la corona” del patrimonio de la comarca, pero no todo aquel que lo visita conocer realmente su historia. Además, actualmente no existe oferta de visitas guiadas,  ya que en el Monasterio tan solo hay un vigilante que abre y cierra la puerta. Así las cosas, la asociación ha decidido ofrecer gratuitamente este servicio, de la mano de voluntarios a los que van a formar durante los próximos meses sobre la fundación e historia del Monasterio y la figura del conde Fernán González.

El monasterio está pendiente de un proyecto de consolidación. PCR

El plazo de inscripción está abierto hasta el 30 de abril, pero de momento cuentan con casi una decena de apuntados. Expertos en historia y patrimonio, colaboradores habituales de Tierra de Lara como el catedrático de la Universidad de Burgos Félix Palomero, se encargarán de formar a los voluntarios. Se les ofrecerá documentación, se hará con ellos varias visitas guiadas y se preparará también un guión turístico. El objetivo es que la iniciativa esté en marcha para el verano, que es cuando mayor número de visitantes recibe San Pedro de Arlanza.

Desde la Asociación pretenden “arrancar la bola”, ha asegurado Borja Rosales. Testar si existe un nicho de negocio en la organización de visitas turísticas, no solo al Monasterio sino a todo el conjunto patrimonial de Tierra de Lara. La comarca cuenta con importantes atractivos, como la ruta del románico, los yacimientos de icnitas de dinosaurio, espacios naturales de gran valor o recursos etnográficos interesantes. Además, localidades como Santo Domingo de Silos, Covarrubias o Lerma se encuentran muy próximas.

Entre todo ese patrimonio destaca el Monasterio de San Pedro de Arlanza, fundado en el año 912 por el conde de Lara Gonzalo Fernández, en agradecimiento por una profecía. Cuenta la leyenda que, mientras estaba de cacería, al conde se le apareció un anacoreta y le anunció su victoria sobre los sarracenos, así como el engrandecimiento de Castilla. Entonces, Gonzalo Fernández ordenó la refundación del monasterio, levantado sobre antiguas edificaciones religiosas, y de su impulso se encargó su hijo, Fernán González, conde de Castilla.

De hecho, el conde castellano y su mujer, Doña Sancha, estuvieron enterrados en San Pedro de Arlanza hasta 1841, momento en el que sus restos fueron trasladados a la colegiata de Covarrubias. El cenobio estuvo habitado hasta la desamortización de Mendizábal y, actualmente, se conservan restos dependencias monacales así como la torre y la iglesia, de los siglos XII y XIII, si bien la abadía experimentó varias reformas en los siglos XVI y XVII. Se está a la espera de un proyecto de consolidación, en el que el Estado invertiría cerca de 2,5 millones de euros.

Alternativas viables

Los módulos formativos abordarán apicultura, hortofruticultura, patrimonio o cultivos agroforestales

Borja Rosales ha insistido en que la asociación trabaja por el futuro de Tierra de Lara, buscando fórmulas de desarrollo rural, y ha recordado que, en breve, comenzarán los módulos de formación financiados gracias al programa Impulsa de Podemos. La iniciativa del colectivo burgalés ha conseguido una ayuda de 3.000 euros para ofrecer nueve módulos de formación en alternativas económicas para el medio rural, impartidos por expertos “muy cualificados” y que contarán con visitas de campo.

El programa se iniciará este 25 de marzo en Cubillo del Campo con una sesión sobre marketing digital y redes sociales, que cuenta ya con una docena de inscritos. A partir de ahí se ofrecerán módulos, uno por mes, sobre apicultura, cultivos agroforestales, plantas aromáticas y medicinales, hortofruticultura, truficultura, agroganadería, ocio y tiempo libre en el medio rural o patrimonio. Por la mañana, de 10:00 a 14:00, se ofrecerá un taller teórico y, por la tarde, habrá una visita de campo para conocer explotaciones ya en marcha.

Son módulos gratuitos, ha recordado Rosales, que nacen con vocación de futuro. Si la iniciativa tiene éxito se seleccionará aquellas temáticas que más interés hayan despertado para organizar nuevas sesiones en 2018, ya de especialización. Se trata de demostrar que existen alternativas de promoción económica en el medio rural, no solo desde una perspectiva teórica, sino también conociendo experiencias prácticas, que son viables y que existen en la propia provincia de Burgos, aunque no en todos los casos en Tierra de Lara.