La ansiedad y el estrés son los trastornos más comunes entre los médicos residentes

Las charlas se llevaron a cabo en el Hospital Universitario de Burgos./PCR
Las charlas se llevaron a cabo en el Hospital Universitario de Burgos. / PCR

El HUBU acoge una jornada para poner de relieve que «el médico está expuesto a un importante grado de estrés laboral» en un sistema sanitario en el que se imponen las prisas con patologías complicadas, guardias intensas y un nivel muy alto de exigencia

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El Hospital Universitario de Burgos (HUBU) ha acogido esta mañana la jornada 'La Salud del Médico Residente', que ha puesto sobre la mesa algunos de los problemas de salud que sufren los profesionales de la Medicina desde los primeros años del ejercicio profesional y que se centran, en la mayor parte de los casos, en estrés y ansiedad.

A lo largo de dos ponencias, los médicos más jóvenes del complejo asistencial burgalés han conocido cómo la actividad laboral es un factor de importante relevancia para la salud de las personas. La tarea de los profesionales sanitarios que a su vez es clave para el cuidado y el bienestar de los ciudadanos, es compleja y no siempre fácil de gestionar.

En el periodo de la residencia en concreto, las dificultades de adaptación y de adecuación a los nuevos retos y al ejercicio del rol profesional, pueden ser un motivo de estrés y de malestar psicológico. La Fundación Galatea, que trabaja para mejorar la salud de los profesionales sanitarios, considera fundamental que en esta etapa se identifiquen los factores y las estrategias que es necesario tener presentes para el cuidado de la propia salud, la prevención del estrés y la promoción de un desarrollo profesional potenciador de bienestar.

El presidente del Colegio de Médicos de Burgos, Joaquín Fernández de Valderrama, ha aseverado la importancia que tiene esta jornada y posterior taller, en un momento en el que «se ha detectado que la etapa MIR es un momento de riesgo en la salud de los médicos». En esta línea, ha explicado que «el médico a lo largo de su carrera está expuesto a un importante grado de estrés laboral» en un sistema sanitario en el que se imponen las prisas con patologías complicadas, guardias intensas y un nivel muy alto de exigencia. Estas realidades inciden de forma directa en la salud de los profesionales sanitarios, y que en ocasiones deriva en cuadros de estrés, ansiedad o adicciones como ponen de relieve los estudios consultados desde el Colegio de Médicos de Burgos.

El estado de la salud del médico residente ha centrado la ponencia de la doctora Pau González, que analizó el Programa de Atención al Médico Enfermo y puso de manifiesto como los colegios profesionales detectan «que hay médicos con denuncias por mala praxis que presentan problemas de ansiedad y adicciones». Así, ha destacado como diversos estudios ponen de relieve cómo en los médicos residentes se dan más casos de estrés y de ansiedad, y en muchos casos se ve «un aumento del uso de psicofármacos» a medida que aumentan los años de residencia de los médicos.

Del mismo modo, el estudio pone de manifiesto que muchos profesionales de la Medicina duermen menos de ocho horas a lo largo de su periodo de residencia lo que «pone en peligro» su propia salud y la de sus pacientes. Una realidad que obliga a los profesionales a revisar su modo de vida y sus hábitos en aras a tener un mayor bienestar.

La cita, que se desarrolló en el salón de actos del complejo hospitalario, ha contado además con la presencia del director gerente del HUBU, Miguel Angel Ortiz de Valdivielso; la directora Médica del Hospital Universitario de Burgos, Maria del Carmen Rodriguez Pajares y el psiquiatra, Félix Martín Herguedas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos