La Avenida del Cid, libre de la rejilla que la secuestró durante un año

La vía ha recuperado su carril derecho/PCR
La vía ha recuperado su carril derecho / PCR

Las obras a la altura del número 40 han finalizado, la rejilla ha sido reparada y el tráfico circula con normalidad por los dos carriles sentido subida

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

Adiós al embotellamiento en la Avenida del Cid, 40. Tras un año de obras (por llamarlo de alguna manera), la rejilla ha sido reparada, se han retirado los elementos de vallado y se pude circular con normalidad, utilizando ambos carriles sentido subida. Seguro que muchos conductores, en especial de autobús urbano y vehículos de mercancías, han respirado al ver que uno de los obstáculos habituales ha sido por fin retirado de la calzada.

La comunidad de vecinos propietaria del aparcamiento subterráneo al que corresponde la rejilla de ventilación ha dado por concluidos los trabajos de reparación. Se ha optado por una solución de viguetas, en lugar de la rejilla tradicional, pues ofrece mayor resistencia en una zona que acumula intenso tráfico, con paso continuado de autobuses urbanos, como han recordado los vecinos en numerosas ocasiones.

Más información

Las obras comenzaron a principios de agosto y, en menos de un mes, se han dado por concluidas, se ha retirado el vallado y se ha reabierto al tráfico el carril 'secuestrado'. La semana pasada, con los trabajos ya finalizados, faltaba la presentación de la documentación para solicitar el fin de obra, lo que casi seguro se haya gestionado en los últimos días. Ahora, el Ayuntamiento tendrá que esperar la reclamación del coste de la reparación, que se había presupuestado en unos 12.000 euros.

Reclamación

Y es que, precisamente, el asunto económico ha sido el que ha lastrado el proyecto. Tras la campaña de asfaltado del pasado año se detectó que la rejilla se encontraba seriamente dañada, y se optó por vallarla para su posterior reparación. Mientras la comunidad de vecinos considera que el coste debe asumirlo el Ayuntamiento, pues los daños derivan del paso continuado de vehículos, el Consistorio cree que son los vecinos los responsables del mantenimiento de la instalación.

Finalmente, los propietarios acordaron acometer las obras, reparar la rejilla pero, luego, pasar una reclamación al Ayuntamiento, que será lo siguiente a gestionar. De momento, y para los burgaleses, la noticia es positiva: la Avenida del Cid, 40 ya no tiene obstáculos para el tráfico.

Temas

Burgos

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos