Una inversión de 800.000 euros completará la remodelación de San Juan de los Lagos

La primera intervención permitió invertir 1,7 millones/Ismael del Álamo
La primera intervención permitió invertir 1,7 millones / Ismael del Álamo

En la primera fase se invirtieron 1,7 millones, de los cuales, 435.000 fueron aportados por los vecinos/ Lacalle quiere retomar la reapertura de la calle Rodrigo de Sebastián

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

La segunda fase de remodelación del barrio de San Juan de los Lagos costará 800.000 euros y concluirá a finales de 2019, según ha anunciado este lunes el alcalde, Javier Lacalle, durante la presentación del proyecto de intervenciones.

Lacalle, acompañado del concejal de Infraestructuras, Jorge Berzosa, ha destacado la importancia de este proyecto que, incluido en el Plan de Barrios, mejorará de manera «sustancial» la imagen de toda la zona, ganando en áreas verdes y accesibilidad.

El proyecto, que se adjudicará en las primeras semanas del próximo año y cuyas obras comenzarán en marzo o abril, da continuidad a las obras ya realizadas en el barrio por un importe de 1,7 millones de euros, de los que 435.000 euros fueron aportaciones vecinales, informa Europa Press.

Reapertura de la calle Rodrigo de Sebastián

Con la segunda fase de remodelación de San Juan de los Lagos, se habrán invertido 2,5 millones de euros en este barrio de la capital. Quedará pendiente la intervención para la conversión de la campa del circo en un espacio deportivo y la apertura de la calle Rodrigo de Sebastián, que Lacalle considera que sería «deseable» retomar.

El alcalde ha recordado que se trata de un viario que existe sobre los planos pero que no se ha podido ejecutar, pues cuando se planteó había 7.200 metros cuadrados que no eran de propiedad municipal. Ese inconveniente hace tiempo que se subsanó así que, ahora, se podría retomar la reapertura para conectar el barrio con el Polígono Docente de Río Vena.

La intervención no requerirá de una inversión imporante, un millón de euros, pero es una actuación que «queda pendiente» y daría permeabilidad al barrio, conectando además la Avenida de Cantabria con el G-3

Las actuaciones se centrarán en el viario principal del barrio, donde se suprimirá un carril por sentido de circulación y se eliminará la actual mediana de hormigón para crear en toda la parte central del viario un gran jardín.

De este modo, la avenida quedará conformada por un carril por sentido de circulación de cuatro metros de anchura, nuevas zonas verdes, peatonales y estanciales en las que se mejorará también la accesibilidad. Así, se crearán más de 1.200 metros cuadrados de nuevos jardines, se intervendrá en más de 1.800 metros cuadrados de zonas de aparcamiento, se intervendrá sobre 670 metros cuadrados de superficie adoquinada y se actuará sobre cerca de 3.000 metros cuadrados de acera tratadas con diferentes pavimentos.

El proyecto prevé además el incremento de quince plazas de aparcamiento para motos, la sustitución de toda la iluminación de la zona por tecnología LED y la renovación de todas las redes de abastecimiento y canalizaciones, para lo que dentro del presupuesto se prevé una inversión de algo más de 35.000 euros aportados por la Sociedad Municipal Aguas de Burgos.