Salinero clama contra el acuerdo para incrementar las retribuciones de los corporativos

Raúl Salinero durante la celebración del Pleno del pasado viernes. /PCR
Raúl Salinero durante la celebración del Pleno del pasado viernes. / PCR

Considera que el último acuerdo supone un «traje a medida para Ciudadanos» | Podemos calcula que el Ayuntamiento se gastará «unos 700.000 euros» de más al año en este concepto

Gabriel de la Iglesia
GABRIEL DE LA IGLESIABurgos

Los burgaleses están asistiendo a un «saqueo» de las arcas municipales. Así al menos lo entiende el portavoz de Podemos en el Consistorio, Raúl Salinero, que ha clamado contra el acuerdo en torno a las retribuciones de los corporativos «impuesto por las tres derechas». Un acuerdo que, a su juicio, supone un «traje a medida» para el portavoz de Ciudadanos, Vicente Marañón, que está generando una «mayor desafección de la política» por parte de los burgaleses.

No en vano, ha insistido, el debate sobre el incremento de retribuciones de los coprorativos llega después de que los burgaleses hayan perdido «un 19%» de su poder adquisitivo en la última década. Frente a eso, «las tres derechas» han planteado un incremento que se sitúa «en torno al 10%» de media, pero que difiere mucho de unos extremos a otros y beneficia de manera significativa a Ciudadanos.

En este sentido, desde Podemos se insiste en rechazar, no solo el último acuerdo alcanzado por las tres derechas y aceptado por el PSOE, sino también los anteriores. Y es que, según ha criticado Salinero, se lleva hablando de este tema ya demasiado tiempo. De hecho, ha sido el «debate monotemático» durante las útlimas tres semanas. Más allá de eso, ha subrayado, «las tres derechas no han planteado ni una sola idea».

Con todo, desde la formación morada se cuestiona, y mucho, el impacto que tendrán las nuevas retribuciones de los corporativos sobre las arcas municipales. Según el cálculo efectuado por Podemos, el incremento de los sueldos de las dedicaciones exclusivas, sumada al aumento del número de comisiones y al aumento de las retribuciones por asistencia a dichas comisiones supondrá un incremento de «unos 700.000 euros».

Se trata, a jucio de Salinero, de una cifra «desporporcionada» que, además, está generando una «imagen lamentable» del propio Ayuntamiento.