Burgos recupera la iluminación precrisis en 31 calles

Iluminación de calle y de monumentos en Burgos/JAQ
Iluminación de calle y de monumentos en Burgos / JAQ

El Ayuntamiento pone fin a las restricciones impuestas en 2012, lo que supondrá incrementar la factura eléctrica en 42.000 euros este año

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

El Ayuntamiento de Burgos ha dado un nuevo paso para revertir el apagón de 2012. Entonces, en plena crisis económica y por recomendación del Gobierno central, se procedió a bajar la potencia de prácticamente todas las luces de la ciudad. También, en la mayor parte de los barrios, salvo la zona centro, se plantearon recortes con encendido alterno de farolas y apagado de líneas de iluminación completas.

Todo ello buscaba un ahorro lumínico, con el consecuente ahorro económico, que ahora es menos necesario gracias a la mejora de la situación financiera en el Ayuntamiento. Por ese motivo, ya en 2015 se recuperó la iluminación pre-crisis en una veintena de calles y, ahora, se va a recuperar en otras 31, reactivándose más de 600 farolas.

En unos casos se tratará de recuperar la línea completa de iluminación, sin forolas alternas, y en otros será cuestión de volver al encedido permanente de las mismas. Así será en las calles Carlos Sáez de Tejada, Calzadas, Don Bosco, Parque de la Islam, Pozanos, Plaza Castilla y Regino Sáez de la Maza, donde la iluminación se mantendrá pasadas las 23:00, ha explicado la portavoz municipal, Carolina Blasco.

Mientras, en 24 calles se encenderán 614 forolas que están apagadas desde 2012. Las zonas afectadas son Álvar Fáñez, Arzobispo Pérez Cecilia, El Carmen, El Castillo, Paseo de los Cubos, Plaza División Brunete, Doctor Emilio Jiménez Heras, Farmacéutico Obdulio Fernández, Francisco de Enzinas, Paseo de Fuentecillas, Fuente Lugarejos, Gabriel Taborín, Graciliano Urbanjea, Lavaderos, Luis Martín Santos, Juan XXIII, Regino Sáez de la Maza, La Tala, Rosa Senat, Ruiz de Alarcón y San Lorenzo.

Blasco ha explicado que la medida supondrá incrementar en 42.000 euros el coste en iluminación externa para las arcas municipales. Además, el objetivo del Ayuntamiento es recuperar toda la iluminación, pues todavía están en vigor algunas de las restricciones planteadas en 2012. La iluminación que se recupera ahora corresponde a peticiones de los vecinos, mientras que la que queda no ha recibido ninguna queja.