Detenido por cuarta vez en Burgos por robo con fuerza en el interior de un vehículo

Vehículo en el que el arrestado intentó robar/BC
Vehículo en el que el arrestado intentó robar / BC

El arrestado, J.M.M.M., de 50 años, rompía las ventanillas de los vehículos para sustraer los objetos que encontraba dentro del mismo

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido en Burgos por cuarta vez por robar con fuerza en el interior de un vehículo a un hombre de 50 años cuya identidad responde a las iniciales J.M.M.M, según ha informado la Subdelegación del Gobierno.

Desde finales de octubre de 2017 se han incrementado los robos en interior de vehículo en la zona de Gamonal y muy especialmente en la zona del G-3, cerca del domicilio del detenido, en los que tras ser rota una de las ventanillas de los mismos, así como también la manipulación en las cerraduras mientras están aparcados en la calle o en garajes, se sustraen del interior de los vehículos todos los objetos que encuentran, tales como gafas, tarjetas, objetos electrónicos, dinero, documentación o ropa, hechos que se producen con mayor incidencia a finales de cada mes, en varios meses consecutivos.

El arrestado es conocido por la Policía debido a su reiteración y persistencia en hechos de esta naturaleza, habiendo sido detenido en el último año cuatro veces por este tipo de delitos, con 29 hechos imputados en la primera detención, 22 en la segunda y 61 en la tercera.

En esta última ocasión, la propietaria de un vehículo se topó el detenido cuando intentaba sustraer el limpia parabrisas del coche (comúnmente utilizada la varilla para la fractura del bombín o apalancamiento del cristal). En ese momento, avisó a la policía, que fue identificado por los agentes, los cuales encontraron entre sus pertenencias documentación de un ciudadano que había denunciado un robo con intimidación en el mismo lugar en que se encontraba el vehículo que intentaba robar.

Los hechos se produjeron en el aparcamiento de tierra que se encuentra próximo al HUBU, ya que se trata de un lugar apartado de viviendas y transeúntes, con poca iluminación, cercano al domicilio del detenido, facilitándole así su rápida ocultación, en una zona que conoce a la perfección y dificultando en gran medida el poder ser descubierto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos