El hijo herido por su padre en el crimen de Villagonzalo continúa en la UCI, grave pero estable

El crimen tuvo lugar el pasado 31 de julio/IAC
El crimen tuvo lugar el pasado 31 de julio / IAC

El caso se encuentra en manos del Juzgado de Violencia de Género y la jueza titular será la que determine si requiere la toma de declaración del joven, cuando esté en condiciones

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

Sin novedades en el estado del joven de 29 años herido de gravedad por su padre, Rafael Velázquez, quien le disparó en el cuello con su arma de caza después de matar a su mujer, Josefa Santos, en Villagonzalo-Pedernales. El parte médico del Hospital Universitario de Burgos (HUBU) facilitado este lunes muestra que el joven permanece estable dentro de la gravedad.

Continúa ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), a donde llegó directamente desde su domicilio en Villagonzalo-Pedernales, donde tuvieron lugar los hechos el pasado 31 de julio. Se encuentra «conectado a ventilación mecánica», explican los médicos, pero «hemodinámicamente estable», igual que estaba hace una semana, tras ser intervenido quirúrgicamente del disparo recibido en el cuello.

Más información

El pronóstico sigue siendo grave, insisten, y se está pendiente de su evolución neurológica ante una posible lesión medular, dado el lugar en el que se produjo la herida. Fue su hermana la que le encontró, sobre mediodía, cuando llegó al domicilio familiar y descubrió a sus padres fallecidos y al joven herido de gravedad, pero aún con vida.

El caso está siendo instruido por el Juzgado de Violencia de Género, pues la investigación de los hechos apunta a que el hombre mató a su mujer de un disparo cuando estaba en la cama, luego hirió al hijo y finalmente se quitó la vida. La Guardia Civil ha cumplido plenamente con sus funciones, con remisión del arma al laboratorio y de las diligencias a la juezA que instruye el caso.

Será precisamente la magistrada quien determine si es necesario tomar declaración al joven (si se encuentra en condiciones de hacerlo), si bien fuentes de la Guardia Civil tienen clara la cronología de los hechos. Podría ser la propia jueza o Policía Judicial quienes, llegado el caso, tomasen declaración a la víctima, al menos para tartar de esclarecer los motivos de llevaron a Rafael Velázquez a disparar a su mujer y a su hijo para, después, quitarse la vida.