Se mantiene la huelga en Bridgestone, con una semana de paros que arrancan este martes

Imagen del interior de la planta en Burgos/GIT
Imagen del interior de la planta en Burgos / GIT

Los trabajadores en asamblea han respaldado la convocatoria de UGT y BUB, e intentarán forzar un acuerdo con la planta

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

Brigdestone inicia este martes, en el turno de mañana, la huelga de una semana convocada por UGT y BUB, sindicato independiente, tras romperse las negociaciones del nuevo convenio colectivo. La jornada de este lunes ha estado marcada por la celebración de asambleas, en las que los trabajadores han respaldado la convocatoria para «forzar» un acuerdo, por el que llevan esperando dos años.

José Manuel Gil, de UGT, ha explicado que la empresa no se ha puesto en contacto con los sindicatos desde que se anunciase la convocatoria de huelga, el pasado viernes, así que la movilización se mantiene como estaba prevista, con paros hasta el próximo 19 de enero. UGT y BUB afirman verse obligados a llevar a cabo esta medida de protesta, habida cuenta de que Bridgestone ha incumplido con lo comprometido a finales de enero, un compromiso que sirvió para paralizar la convocatoria de huelga.

En concreto, la empresa aceptó incluir en la negociación la revisión al alza de los salarios, una de las tres reivindicaciones planteadas para intentar llegar a un acuerdo sobre la base del convenio de eficacia limitada, pactado entre la empresa y CC.OO. Sin embargo, ahora se ha desmarcado, rechazando incluso la posibilidad de estudiar la subida. Las otras dos reivindicaciones afectaban a la jornada y la flexibilidad laboral, que están «desreguladas»,y medidas para acabar con la eventualidad y los contratos de prácticas.

Así las cosas, UGT y BUB mantienen la convocatoria de huelga para todos los centros de Bridgestone en España (Burgos, Basauri, Alsasua y Torrelavega), que afectará a más de 2.700 trabajadores. De ellos, 1.300 son de Burgos. José Manuel Gil espera una elevada participación en la huelga, pues se ha visto a los trabajadores preocupados.

Respeto y tolerancia

Por su parte, CC.OO. ha pedido «responsabilidad y moderación» ante la convocatoria, y también «respeto y tolerancia» ante cualquier postura que se adopte. En un comunicado de prensa, el sindicato afirma que si bien todas las reivindicaciones son respetables, así como el modo de llevarlas a cabo, la situación que se vive en la planta es de «extrema gravedad» y está afectando a los trabajadores, «generando zozobra y confusión».

Por ese motivo, CC.OO. aboga por recuperar la senda del diálogo, la única fórmula para solucionar el actual conflicto laboral, y muestra su disposición para colaborar en la búsqueda de soluciones.

Temas

Burgos

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos