El PSOE tacha de ilegal la prolongación del contrato de gestión de la Oficina de Atención al Consumidor

Daniel de la Rosa, portavoz socialista en el Ayuntamiento de Burgos. /GIT
Daniel de la Rosa, portavoz socialista en el Ayuntamiento de Burgos. / GIT

El portavoz socialista, Daniel de la Rosa, critica la sumisión de Lacalle al aceptar que el Ayuntamiento financie en exclusiva los servicios de atención al consumidor

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El próximo 29 de diciembre finaliza el contrato con Gabiteco S.L. para la gestión de los servicios de atención al consumidor de la OMIC después de haberse prorrogado por dos años sin posibilidad de una nueva prolongación del contrato, una decisión que ha tomado la Junta de Gobierno Local y que ha denunciado el grupo socialista.

Daniel De la Rosa lamenta la sumisión de Lacalle aceptando que el Ayuntamiento financie en exclusiva el servicio de información de la OMIC, y recuerda que en el pasado Pleno de noviembre ya le advirtió sobre la necesidad de haber contestado a la Junta de Castilla y León, rechazando las conclusiones del informe en el que la administración autonómica indicaba que el Ayuntamiento era competente en materia de consumo.

El grupo socialista critica el doble rasero del Gobierno autonómico con esta cuestión ya que la Dirección General de Comercio y Consumo de la Junta de Castilla y León había emitido otros informes con anterioridad para otros ayuntamientos de la Comunidad como Valladolid justo en el sentido contrario, por lo que no se entiende este agravio comparativo con Burgos, y menos aún la pasividad del Gobierno municipal, el cual no ha ejercido la defensa de los intereses del Ayuntamiento.

El portavoz socialista ha informado que el borrador del pliego de prescripciones técnicas fue remitido el 18 de diciembre por el director de la OMIC a la sección de contratación para que ésta lo informe, por lo que «es evidente que este contrato no se ha licitado aún, ni se ha producido incidencia alguna en el órgano de contratación producidas en el procedimiento de adjudicación, contraviniendo lo dispuesto en la legislación en relación al acuerdo adoptado por la Junta de Gobierno», señala De la Rosa.