La remodelación de la Plaza Mayor concluirá a finales de este mes

El alcalde, Javier Lacalle, visitando las obras de la plaza Mayor/AIA
El alcalde, Javier Lacalle, visitando las obras de la plaza Mayor / AIA

Las obras finalizarán tres meses antes de lo previsto

Andrea Ibáñez
ANDREA IBÁÑEZBurgos

Un año hace ya que dieron comienzo las obras de remodelación de la Plaza Mayor. Y están a punto de concluir. En aproximadamente diez días, el grueso de los trabajos se darán por terminados. Así lo ha explicado el alcalde, Javier Lacalle, en la visita que ha realizado en la fría mañana de este miércoles. «Siempre se habla del retraso de la finalización de las obras y estas terminarán con tres meses de antelación», ha explicado.

Cabe recordar que las obras, adjudicadas a Construcciones Ortega, dieron comienzo el pasado 23 de enero de 2018 con un plazo de ejecución de 15 meses y un presupuesto de 2.133.495 euros. La actuación se ha llevado a cabo en 8.200 metros cuadrados. «Hemos terminado con los problemas de movilidad y así se da continuación en la actuación de la plaza de Santo Domingo de Guzmán y Entremercados», ha defendido Lacalle, que ha aclarado que la inauguración será en febrero pero que estará lista para la celebración de San Lesmes.

El grueso de la obra se dará por finalizado con el cambio de pavimento y las canalizaciones, pero bien es cierto que aún quedarán algunos remates para que esté lista completamente. La rejilla de ventilación o la iluminación serán algunos de los flecos que queden pendientes para terminar más adelante.

Precisamente, la iluminación será uno de los grandes cambios. Se ha arreglado por completo la de los soportales. Como última acuación, se completará en torno a Semana Santa con la iluminación LED de la fachada del Ayuntamiento, que lucirá distintos colores dependiendo de los momentos. «A menudo algunos colectivos sociales piden hacer diferentes iluminaciones dependiendo del color que les reporesenta y esto servirá como apoyo».

AIA

Javier Lacalle ha asegurado que está «encantando» con el estado en el que está quedando la Plaza Mayor. Además, ha comentado que aprovechando la finalización de las obras, «habrá que hacer un especial esfuerzo para evitar el tránsito de vehículos. Deben dar un servicio a los comercios pero hay que limitarlo a horarios muy concretos y ser esctrictos a la hora de cumplirlo, no que durante todo el día tengamos tantos vehículos». El alcalde ha insistido en conseguir una convivencia entre peatones y vehículos y que se seguirán los horarios establecidos de carga y descarga «para evitar los numeros vehículos de la plaza». Con respecto a la llegada de la fibra óptica a la Plaza Mayor ha explicado que «depende de las operadoras pero ya se ha habilitado el circuito para meter esa fibra que es imprescindible».

Asimimso, ha querido hacer repaso de más obras que también se encuentran prácticamente finalizadas, como es es el caso de las del polígono industrial de Villalonquéjar. Y de las que están por comenzar, una tanda de 15 o 20 a las que da el pistoletazo de salida próximamante la remodelación y acondicionamiento del aparcamiento de Lavaderos.

 

Fotos

Vídeos