La nieve complica el tráfico en el norte de Castilla y León

Nevada en Vañes, en la zona norte de la provincia de Palencia. /Brágimo-Ical
Nevada en Vañes, en la zona norte de la provincia de Palencia. / Brágimo-Ical

Las cadenas son obligatorias en la provincia de León en el puerto del Pontón (N-625), en Busdongo de Arbas (N-630) y en Boca de Huergano (N-621)

El Norte
EL NORTEValladolid

Las precipitaciones de nieve están complicando el tráfico a esta hora del mediodía en la red principal de carreteras de las provincias de Burgos, León, Palencia y Segovia. Así, en Burgos se recomienda precaución para circular por la A-1 entre Fuentespina y Rubena; en la A-62, entre la capital y Celada del Camino; en la AP, entre Castañares a Pancorbo; en la N-I, entre Villafría y Pancorbo, y en la BU-30, en la capital. Además, se ha prohibido el tráfico para camiones y vehículos articulados en la N-232, entre Incinillas y Virtus.

En León son obligatorias las cadenas para turismos y está prohibida la circulación de camiones a la altura de Busdongo de Arbas (N-630), en el puerto del Pontón (N-625) y en Boca de Huergano (N-621). Además, desde la Dirección General de Tráfico se recomienda precaución para circular por la AP-66, a la altura de Soto y Amío y en la A-6, entre Quintanilla de Combarrros y Cerezal de Tremor.

En Segovia los problemas también se registran en la A-1, entre La Rades y Honrubia de la Cuesta, mientras que en Palencia en la A-67 se han embolsado camiones en la A-67 aunque ya se ha reabierto al tráfico.

Y mañana...

La nieve volverá a ser la protagonista durante la jornada de mañana en gran parte de la Comunidad, donde además se sumarán lluvias en el norte montañoso y también fuertes rachas de viento que podrían alcanzar los 80 kilómetros por hora. Esta inestabilidad ha llevado a al Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) a activar las alertas, de color naranja en el norte montañoso, ante estas condiciones meteorológicas adversas.

En las zonas la cordillera Cantábrica de las provincias de León, Palencia y Burgos las nevadas volverán a ser intensas, y se alcanzarán espesores de hasta 30 centímetros en el caso de León y de 25 centímetros en Burgos y Palencia, en cotas por encima de los 1.000 metros, aunque se espera que vaya subiendo a medida que avance la jornada de mañana. La nieve también hará acto de presencia en la Ibérica de Soria y Burgos, con espesores que podrían llegar a los 15 centímetros, y también en el Sistema Central de Segovia, con siete centímetros previstos, o en la comarca zamorana de Sanabria, donde podrían alcanzarse espesores de diez centímetros.

La lluvia también estará presente en zonas de montaña de las provincias del norte, donde se prevén hasta 40 litros por metro cuadrado. El otro fenómeno meteorológico adverso que se dejará notar en la Comunidad será el viento, con rachas de hasta 80 kilómetros por hora en la cordillera cantábrica y en el Sistema Central.

 

Fotos

Vídeos