Adiós al sabio de la novela negra

Paco Camarasa, en la puerta de Negra y Criminal en 2016./M. P. / EFE
Paco Camarasa, en la puerta de Negra y Criminal en 2016. / M. P. / EFE

El librero Paco Camarasa, gran impulsor del género 'noir' en España, fallece de cáncer a los 68 años

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTOMadrid

Cuando la novela negra era un género secundario, incluso menor, y no el gran trasatlántico que es ahora, Paco Camarasa ya estaba allí, al frente de la legendaria librería Negra y Criminal de Barcelona, descubriendo escritores y recomendando obras a los lectores. Librero, agitador cultural y autor él mismo de un atlas 'noir', Camarasa falleció ayer en Barcelona a los 68 años a causa de un cáncer.

Nacido en Valencia en 1950, fue un visionario que desde su pequeño local en la calle de la Sal, en el barrio de La Barceloneta, consiguió que la novela negra dejara de ser la hermana pequeña de la literatura. Se rodeó de los grandes autores patrios del género, con Manuel Vázquez Montalbán y Paco González Ledesma ejerciendo como 'padrinos', y bajo su paraguas se cobijaron los que vinieron después, Alicia Giménez Bartlett, Juan Madrid, Lorenzo Silva, Dolores Redondo o Rosa Ribas, incapaces de rechazar un plato de mejillones y la botella de vino que ofrecía Camarasa, marca de la casa.

Su diccionario

'Sangre en los estantes'
Destino: En 2016, tras el cierre de su librería, Camarasa publicó esta obra en la que condensa su sabiduría de gran lector del género negro. Así veía a los principales autores, por orden alfabético.
Agatha Christie
«Bernard Shaw decía que era la mujer que ganó más dinero y fortuna usando el veneno después de Lucrecia Borgia»
James Ellroy
«Uno de los grandes, por su tamaño y su escritura. Firmó pacientemente más de cien ejemplares y nos quiso comprar la librería»
Alicia Giménez Bartlett
«Fue la primera en pasar de la literatura ‘seria’ a la novela de género. Le siguen otros y otras, no siempre con tanto acierto»
Philip Kerr
«Admira a Chandler. Decide tomar a Philip Marlowe y situarlo en el Berlín nazi de 1936. Se llama Bernie Gunther»
Henning Mankell
«Ha creado una forma especial, sueca, de enfocar el crimen. Los asesinos están entre nosotros»
Vázquez Montalbán
«A través de Carvalho podemos observar los cambios políticos, sociales y culturales de la sociedad española en treinta años»

La librería Negra y Criminal abrió sus puertas en 2002 y fue la base sobre la que tres años después vio la luz el festival BCNegra de Barcelona, una idea de Camarasa y del periodista Sergio Vila-Sanjuan y que contó con el apoyo del Ayuntamiento de la ciudad condal. Camarasa ejerció como comisario durante doce años hasta que en 2017, aquejado ya de problemas de salud, tuvo que dar el relevo a otro escritor, Carlos Zanón.

BCNegra empezó como un reducto de los amantes del género y ha acabado, en sus últimos años, con megapresentaciones a las que han acudido más de 10.000 visitantes por edición. Por sus escenarios han pasado los más grandes del género. Henning Mankell, Maj Sjöwall, Andrea Camilleri, Donna Leon, Petros Markaris, Michael Connelly o James Ellroy, que recogieron el Premio Pepe Carvalho, el detective de Vázquez Montalbán, de cuyo jurado formaba parte Camarasa. Asa Larsson, Benjamin Black, Camilla Lackberg, Alan Furst, Carlos Salem, Alexis Ravelo, Andrea Maria Schenkel o Börge Hellström también dieron lustre a un festival convertido en la referencia nacional del género junto a la Semana Negra de Gijón.

Pero además del BCNegra, el gran legado de Camarasa es su libro 'Sangre en los estantes' (Destino), publicado en 2016, un verdadero 'diccionario' del género policiaco, de la A a la Z, con las aportaciones de cada autor, las diferencias por países, las subcategorías del género y las anécdotas.

Pese al éxito de la novela negra, Camarasa fue víctima de los tiempos, de las grandes superficies y de la venta por internet. Paradójicamente, en 2015, cuando el género vivía el momento más dulce, su librería tuvo que echar el cierre. «Nos han fallado los consumidores, pero no podemos luchar contra la comodidad y la falta de curiosidad de la gente (...) Ahora la novela negra ocupa colecciones editoriales y grandes superficies, librerías y gasolineras, pero muy pocos de los lectores que apostaban por llegar hasta La Barceloneta a dejarse recomendar alguna que otra rareza y llevarse el último Camilleri nos visitan», se lamentaron entonces Camarasa y Montse Clavé, su pareja y pilar en los proyectos del librero fallecido.

Camarasa recibió en noviembre pasado la Medalla de Oro al Mérito Cultural de manos de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en reconocimiento a su contribución a la vida literaria de la ciudad. Ayer le despedían los escritores. «Hombre bueno, contador de historias que te dejaba embelesado escuchándole, un hombre generoso que apoyó siempre a los que nos dedicamos a esto de juntar letras, que te daba buenos consejos con una sonrisa», escribía en Twitter Víctor del Árbol. «Profesor de novela negra y, sobre todo, un tipo delicioso», decía Benjamín Prado. «Se nos ha muerto Paco Camarasa, un hombre generoso y bueno. Yo le debo mucho y sé que muchos otros también», afirmaba Alexis Ravelo.

Temas

Libro
 

Fotos

Vídeos