Eva Baltasar: «Todas las madres son tóxicas»

Eva Baltasar./WIKIPEDIA
Eva Baltasar. / WIKIPEDIA

La poeta catalana se estrena en la novela con 'Permafrost', un retrato tragicómico del mundo contemporáneo

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTOMadrid

Es una novela corta, de apenas 132 páginas, pero 'Permafrost', de la escritora Eva Baltasar (Barcelona, 1978) y publicado por Literatura Random House, consigue abarcar muchos de los grandes temas de la sociedad moderna: la soledad, la familia, el suicidio, el compromiso, la homosexualidad, todos pasan por las páginas de la autora catalana, autora de siete poemarios, que en su brillante debut en la prosa se inventa a una protagonista sin nombre, un personaje absolutamente contemporáneo que se debate entre encontrar el sentido profundo de la vida y disfrutar del hedonismo más superficial. «He aprovechado para decir en su boca tantas cosas que yo pienso que ha tenido un punto terapéutico», cuenta Baltasar.

«Mi psicóloga me pidió que escribiera mi vida y de esa forma empezó el libro. Luego vino el trabajo de poeta, de pulir cada frase para dejarla bonita», recuerda la autora sobre el origen del libro.

«La protagonista es hija de su época, se queja del tedio. No ha tenido que luchar mucho, no ha sufrido mucho... Decide vivir intensamente, sin drogarse, padeciendo y disfrutando, por ejemplo, del sexo, que es su ancla con la realidad», explica la escritora, que, sin pretenderlo, ha levantado una novela tragicómica, con momentos hilarantes dentro del monólogo de la protagonista, capaz, a la vez, de una honestidad brutal con el lector y de mentir a todo el mundo.

Dice la RAE que 'Permafrost' es la capa del suelo permanentemente congelada en las regiones polares y en 'Permafrost' la familia es a la vez refugio e infierno, con una «madre tóxica, como en realidad, somos todas las madres», bromea Baltasar, que tiene dos hijas. «Las dos hermanas de la novela son víctimas de la madre, pero la madre también es víctima de su propia madre. Es algo que tiene que ver con la educación. Pero en el fondo se soportan», aclara Baltasar, que consiguió que su obra, publicada primero en catalán, fuera una de las más vendidas en el último Sant Jordi y ganara el Premio Llibreter.

Temas

Libro
 

Fotos

Vídeos