Fútbol internacional

La FIFA plantea límites a las comisiones de los agentes y las cesiones abusivas

Jorge Mendes, agente entre otros de Cristiano Ronaldo. /Stefan Wermuth (Reuters)
Jorge Mendes, agente entre otros de Cristiano Ronaldo. / Stefan Wermuth (Reuters)

El objetivo de las reformas es luchar contra un mercado «dictado por la especulación»

ERIC BERNAUDEAU (COLPISA / AFP)ZÚRICH

Para luchar contra un mercado «dictado por la especulación», la FIFA ha aprobado este miércoles un conjunto de reglas que afecta a los traspasos de los jugadores y que prevé limitar las cesiones de jugadores a clubes extranjeros.

Para la FIFA, el marco reglamentario actualmente en vigor para los agentes «produce resultados no deseados», pues el mercado está «dictado por la especulación y no por la solidaridad», según un documento confidencial consultado por la AFP.

Frente a la inflación de las comisiones recibidas por algunos agentes, la comisión de socios de la FIFA decidió limitar al 6% la comisión de un agente sobre el monto total de un traspaso. Esta comisión podrá llegar a un máximo del 10% entregada por el club vendedor a un agente que negocie el acuerdo de traspaso con el club comprador. La FIFA también va a restablecer una licencia de agentes, entregada por cada federación.

En 2016, el agente Mino Raiola recibió 27 millones de euros de la Juventus de Turín por el traspaso superior a 100 millones de euros del centrocampista francés Paul Pogba al Manchester United, más de un 25% de comisión.

Para controlarlas mejor, estas comisiones se enviarán a una cámara de compensación creada por la FIFA antes de ser reenviada a los agentes. Esta cámara se encargará también de enviar a los clubes las indemnizaciones de formación de los jugadores traspasados.

«Algunas medidas sin duda no gustarán a ciertos agentes, pero hubo un acuerdo en estas medidas y más de un año de conversaciones», ha explicado un responsable de la FIFA a algunos medios presentes en la sede en Zúrich, incluida la AFP. «Es un paso adelante importante hacia la moralización de los traspasos», ha añadido.

Máximo de ocho cedidos

Otra decisión tomada es la limitación a ocho del número de jugadores cedidos por un club a equipos de otro país, a partir de la próxima temporada (2020-2021). La regla se aplica a los jugadores mayores de 21 años. Hasta los 21 años el número de cesiones es ilimitado. Esta cifra descenderá a siete a partir de la 2021-2022 y a seis a partir de la 2022-2023.

Muchos equipos, «sobre todo los pertenecientes a los campeonatos del 'Big 5', acumulan los jugadores» bajo la forma de cesiones, con la intención de debilitar a los rivales, lamenta la FIFA. En el punto de mira, equipos como el Chelsea o la Juventus.

En el periodo 2011-2017, «el récord del número de jugadores cedidos por un solo club se elevó a 146, mientras que el club situado en el vigésimo escalón de esta clasificación tiene 'colocados' 61 jugadores en otros conjuntos», señala el documento confidencial de la FIFA.

Según el Libro Blanco de la FIFA de 2018 citado en este documento, «la utilización desregulada del mecanismo de cesiones permite a ciertos clubes aumentar sensiblemente su valor deportivo, especialmente cuando mantienen una relación estrecha con un gran club que les cede jugadores de manera regular. Los resultados de las competiciones se ven, por tanto, alterados». En paralelo, los clubes que acumulan jugadores «pueden tratar de no cederlos a clubes que son considerados como una amenaza en las competiciones nacionales o internacionales».

La FIFA aumentará también la indemnización a los clubes formadores por parte de los equipos que fichan a un jugador. «El principio de esta reforma es bueno, ya que hay que limitar las cesiones, pero el diablo está en los detalles, hay que ver cómo se aplicará y que las cosas positivas no se conviertan en negativas», ha indicado a la AFP Philippe Piat, presidente de la FIFPro, el sindicato de jugadores, que participó en esta reunión.

Los principios de esta reforma se someterán a aprobación en la próxima reunión del Consejo de la FIFA, el próximo 24 de octubre en Shanghái (China) antes de integrarse en la reglamentación de la FIFA para la temporada 2020/21.