Primera

Simeone, persona non grata en los banquillos

Diego Simeone, técnico del Atlético. /Efe
Diego Simeone, técnico del Atlético. / Efe

El técnico del Atlético está sancionado en todas las competiciones que juega o puede jugar su equipo, salvo en la Liga, donde está a solo una amarilla de la suspensión

Javier Varela
JAVIER VARELAMadrid

Diego Pablo Simeone lidera al Atlético y le ha vuelto a colocar entre los mejores de Europa pero parece que ha sido declarada persona non grata en los banquillos de casi todas las competiciones. A pesar de los éxitos que está consiguiendo en el Atlético desde que llegara en diciembre de 2011, el temperamento y la forma de vivir los partidos le está pasando factura al técnico argentino. De hecho, desde la campaña 2011-12, Simeone ha sido expulsado seis veces lo que le ha supuesto 20 partidos de sanción, aunque de momento sólo ha cumplido la mitad. El técnico rojiblanco tiene el dudoso 'honor' de estar suspendido en todas las competiciones que disputa o que puede competir su equipo, salvo en la Liga. Con la sanción de cuatro partidos que le impuso el pasado viernes la UEFA por su expulsión en el partido de ida de las semifinales de la Europa League ante el Arsenal, Simeone se perderá los próximos compormisos de su equipo en Europa. El técnico atlético cumplirá su segundo partido de sanción -el primero lo cumplió en el partido de vuelta del pasado jueves en el Metropolitano-, en la final de la Europa League que el conjunto rojiblanco jugará el próximo 17 de mayo en Lyon ante el Olympique de Marsella.

El tercero de los partidos de sanción podrá cumplirlo en dos competiciones diferentes, dependiendo de si conquista la Europa League o no. En caso de ganar al Marsella, Simeone se perdería también la final de la Supercopa de Europa que le mediría al campeón de la Champions que salga de Kiev, Real Madrid o Liverpool, el próximo 14 de agosto en Tallin. En caso de caer derrotado en la final de Lyon, los dos partidos restantes los cumpliría en la fase de grupos de la próxima Champions League que comenzará en el mes de septiembre. Estas sanciones hace que, en el peor de los casos, no pueda dirigir desde el banquillo un partido de su equipo en Europa hasta dentro de cinco meses (sería en la segunda jornada de la fase de grupos del 2-3 de octubre).

El técnico rojiblanco fue sancionado con ocho partidos tras la final de la Supercopa de España de la temporada 2014-15 que disputó con el Real Madrid

Y si en Europa está señalado por la UEFA por su comportamiento durante los encuentros, en España tampoco se libra de castigos por parte de comités disciplinarios. En la vuelta de los cuartos de final de la Copa del Rey fue sancionado con tres partidos por menospreciar a los árbitros del partido disputado en el Sánchez Pizjuán, que todavía tiene pendientes y que cumplirá en la próxima temporada. Además, en la Supercopa de España también tiene sanciones por cumplir. El técnico rojiblanco fue sancionado con ocho partidos tras la final de la temporada 2014-15 que disputó con el Real Madrid. La sanción fue de cuatro encuentros por las collejas al cuarto árbitro, uno por sus aplausos en señal de burla hacia la actuación del colegiado y otro por quedarse en la grada del Vicente Calderón, en vez de retirarse al túnel de vestuarios como se le indicó. De aquella sanción le quedan cuatro partidos pendientes al no haber vuelto a disputar la competición desde entonces, ya que los cuatro primeros los cumplió en la Liga -como establece el reglamento- al considerarse una acción grave.

En Liga, a una amarilla de la sanción

Y es en la Liga precisamente en la única competición en la que no está sancionado aunque se encuentra a solo una amarilla de serlo. El técnico del Atlético acumula cuatro amarillas en las 36 jornadas ligueras que se han disputado y en caso de que vea otra en el duelo ante el Getafe o ante el Eibar, completaría el círculo de estar sancionado en todas las competiciones. Un récord negativo, sin duda.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos