La Caixa ha facilitado la creación de 87 microempresas a emprendedores en situación de vulnerabilidad en Burgos

Foto de familia del encuentro sobre autoempleo de Incorpora de la Caixa en Burgos. /BC
Foto de familia del encuentro sobre autoempleo de Incorpora de la Caixa en Burgos. / BC

El 37 % de las empresas están constituidas por hombres y el 63 % por mujeres

BURGOS conecta
BURGOS CONECTABurgos

El fomento del emprendimiento entre los usuarios de 'Incorpora', el programa de inclusión sociolaboral de la Caixa, ha dado como resultado la creación de 87 microempresas en Burgos en los dos últimos años. Este dato ha sido presentado en un encuentro esta mañana en uno de estos nuevos negocios: la papelería Qué guay.

Gracias a esta línea de autoempleo, personas en riesgo de exclusión social con ideas de negocio están participando en una nueva forma de integrarse en el mercado laboral. 'Incorpora' ha diseñado para estas personas itinerarios personalizados, y les ha facilitado formación y acompañamiento para poder desarrollar su proyecto.

En total, el Punto de Autoempleo Incorpora (PAI) en Burgos, gestionado por Fundación Lesmes, ha atendido desde enero de 2017 a 207 personas interesadas en esta oportunidad. La iniciativa ha propiciado la creación de empresas en ámbitos como el comercio (37%) y la hostelería (12%).

En cuanto al perfil de los emprendedores, hasta el momento el 37 % de las empresas están constituidas por hombres, y el 63 % por mujeres. En cuanto a la edad, de media el 46 % de los usuarios tienen entre 30 y 40 años, y el segundo perfil que más emprende (23%) es el de personas menores de 30 años.

En esta iniciativa destaca una figura clave, el técnico de autoempleo, que proporciona asesoramiento y formación adaptada a cada fase del proyecto. Para ello, gestiona la elaboración del plan de empresa, la vinculación con los agentes del territorio que apoyan a los emprendedores, el análisis de necesidades y riesgos y de viabilidad de la empresa, y la búsqueda de financiación y ayudas o de un local adecuado. Para contribuir a la consolidación del negocio, los técnicos ofrecen apoyo también durante la actividad empresarial, llevando a cabo un seguimiento personalizado.

Sara Peña, técnica del Punto de Autoempleo en Burgos, explica: «Lo que más cuesta a los emprendedores es elaborar el plan de empresa, plasmar sobre el papel todas sus ideas y bajar a la tierra. Les resulta difícil calcular sus posibles ventas y saber qué números hay que hacer para llegar sus objetivos».

Uno de los emprendedores que ha explicado su experiencia hoy en rueda de prensa es Jimena Francés, de 38 años, quien ha montado la papelería Qué guay, una tienda de venta de material escolar, oficina, gominolas y pequeños juguetes para niños, en marcha desde diciembre de 2018. En palabras de Jimena, «una vez que te has lanzado y te has metido en tu idea, te das cuenta que es mucho más difícil poner todo lo que tienes en la cabeza a la práctica y te van surgiendo problemas por el camino. Pero con la ayuda de la gente que te rodea y que te apoya, poco a poco vas saltando todos esos obstáculos». 

El otro caso presentado ha sido el de Ana María Taveras, propietaria del centro de belleza Beautymade Salón, abierto octubre de 2018. Ana, de 26 años, apunta: «Lo más fácil ha sido plantear el estilo de nuestro trabajo y lo más difícil mantener el negocio mes a mes de impuestos, pero estos primeros meses, a pesar de ser duros, están llenos de ilusión y cada día tenemos más ganas de seguir sacando el negocio adelante». 

En el marco del acuerdo que mantienen la Caixa y MicroBank para facilitar financiación a proyectos de autoempleo de personas en situación de vulnerabilidad, se han concedido microcréditos por valor de 424.510 euros en los dos últimos años de la iniciativa en Burgos. MicroBank es el único banco de España dedicado exclusivamente a la financiación de proyectos a través de microcréditos. El criterio de concesión atiende fundamentalmente a la confianza en la persona y a la viabilidad de su proyecto, sin otras garantías adicionales.