Innovación y perseverancia, claves del éxito de los premiados Castilla y León Emprende

Félix Moracho, presidente de Huercasa, con los premiados: Marcos de la Serna, Eustaquio de Andrés y Lucía Urban. / GABRIEL VILLAMIL

Eustaquio de Andrés, Lucía Urban y Marco de la Serna reciben los galardones de El Norte de Castilla

Andrea Díez
ANDREA DÍEZValladolid

Decisión e iniciativa definen el carácter de los tres emprendedores que recibieron ayer el reconocimiento al trabajo, la perseverancia y la actitud positiva en cada una de sus responsabilidades. Los consolidados Premios Emprende Castilla y León, que organiza El Norte de Castilla, fueron recogidos, ayer, por sus protagonistas. Marco de la Serna, fundador de Ebike Motion, recibió el Premio Emprendedor del Año; Lucía Urban, vicepresidenta de Cerealto Siro Foods y de la Fundación Grupo Siro, el Premio a la Mujer Emprendedora, y Eustaquio de Andrés, presidente de Grupo Andrés, el Premio a Toda una vida.

No estuvieron solos, familiares, amigos y compañeros de profesión les arroparon en el Salón de Actos del Centro de Soluciones Empresariales de la Junta de Castilla y León (ICE) de Arroyo de la Encomienda, donde se entregaron los galardones que cuentan con el patrocinio ICE Competitividad Empresarial de la Junta de Castilla y León y el BBVA

El encargado de conducir el evento Julio G. Calzada arrancó con un original preguntas y respuestas automáticas que sirvieron para explicar el panorama político internacional, con el Brexit, y el nacional, con el arranque de la campaña electoral.

«Tus valores son tu DNI y la carta de presentación a tus consumidores y hay que saber comunicarlo»

Alguna vez hemos escuchado que la experiencia es un grado, pero más allá de ser una frase hecha, es una realidad. Así lo demostró en su intervención, ayer, un emocionado Félix Moracho encargado de la ponencia principal en la X edición de los Premios Castilla y León Emprende. Con semblante tranquilo y confiado repasó durante prácticamente media hora la trayectoría de Huercasa, una empresa que dio sus primeros pasos en el año 1979 con la endivia como producto principal. «Para nosotros la fue como la universidad», apuntó en referencia al riesgo de invertir y dedicarse a un producto, que ha encontrado en la exportación su rentabilidad. En su discurso, estructurado por etapas, destacó de los años 90 la apuesta por la calidad y seguridad alimentaria, una decisión que les facilitó en el 2000 «arrancar con la internacionalziación de forma segura». El 2010, fue el año de la innovación,«un sector que suena con glamour pero que tiene muchas dificultades, aunque al final merece la pena». Y llegando al futuro más cercano, el 2020, Huercasa centra sus esfuerzos en digitialización. En este sentido, incidió «es un proceso muy complejo pero el que lo haga estará en una buena posición para competir en el mercado interancional». Moracho aconsejó participar en la vida social que se genera en los entornos de cada actividad, las colaboraciones público privadas y «escuchar la tendencia de los mercados». Además, puso de manifiesto la importancia de los valores empresariales porque «tus valores son tu dni y la carta de presentación a tus consumidores y hay que saber comunicarlo». También hubo también guiños a su relación con los clientes y mercados en los que operan,«estamos en más de 40 paises» . Y sobre los agricultores resumió «es una relación díficil, tormentosa, pero necesaria aunque trabajamos en el asesoramiento»

Por otro lado, se refirió a otras acciones que contribuyen a generar marca y posicionar en el mercado como el Festivsl Huercasa Country. Una iniciativa que cumple seis ediciones y que combina conciertos de música country con el consumo de productos vegetales tan asociados a esta cultura como la mazorca de maiz. Para concluir, el presidente de Huercasa indicó que la fórmula para generar riqueza en Castilla y León pasa por«crear más tejido empresarial, más industria y que haya más emprendedores», concluyó

A continuación, tomo la palabra el director general de El Norte de Castilla, Ángel de las Heras, que destacó que «los hoy galardonados deben servir de modelo para futuros emprendedores», en referencia a una nueva generación que en muchas ocasiones acaba optando por establecerse fuera de Castilla y León. «Si hay algo prioritario en la lucha contra la despoblación es ser capaces de crear formar y retener empresarios, atraer talentos que harán grande nuestra tierra», finalizó.

Entrega de premios

A continuación, y tras un vídeo de presentación, Luis Escámez, director de Zona de BBVA, se encargó de entregar el premio a la Mujer Emprendedora a Lucía Urban. Agradecida y sonriente, se dirigió al público presente en el salón para agradecer la confianza depositada. Recordó sus orígenes en Castilla-La Mancha y su llegada a la fábrica palentina que por aquel entonces tenía 80 trabajadores. «Estaba en una situación delicada pero les trasladamos pasión, ilusión y confianza». Junto a su marido han conseguido no solo mantener en activo aquella empresa sino afianzarla, crecer y expandirse. Urban hizo especial hincapié en los valores de integración en la empresa, siendo pioneros en la contratación de personas con algún tipo de discapacidad y que actualmente suman además a otros colectivos en situación de riesgo de exclusión social.

Arriba, el presidente del consejo de administración de ElNorte de Castilla, Alejandro Royo-Villanova, entrega el Premio a Toda una Vida a Eustaquio de Andrés. A la derecha, la consejera de Economía, Pilar del Olmo, y Marco de la Serna, Premio Emprendedor del Año. A la izquierda, Luis Escámez, director de Zona de BBVA, y Lucía Urban, Premio a la Mujer Emprendedora. / Gabriel Villamil

El siguiente premiado, Marco de la Serna, fundador de Ebike Motion recibió el galardón 'Emprendedor del Año' de manos de la consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo. «Nosotros pasamos de las cuatro ruedas a las dos ruedas y se nos empezaron a abrir puertas», comenzó. Se trataba de la bicicleta, pero no de una cualquiera, de la eléctrica, en un momento, 2009, en el que «decidimos jugárnosla, innovar y acertamos», explicó mientras reconocía el trabajo y la suerte de «contar con buenos compañeros de viaje en el lanzamiento de la bici eléctrica de carretera». Actualmente, han sido adquiridos por una multinacional americana, pero mantiene el centro innovador en Castilla y León. «Somos ahora 40 ingenieros en innovación y desarrollo y tenemos que ampliar plantilla», indicó.

El premio a 'Toda una vida' se lo entregó el presidente de El Norte de Castilla, Alejandro Royo-Villanova a Eustaquio de Andrés, presidente del Grupo Andrés, una empresa que ha vendido más de ocho millones de neumáticos online. Y es que, precisamente, esa decisión, la de ver negocio donde otros no lo hacen, fue el eje conductor del discurso de agradecimiento del premiado, que se emocionó en varias ocasiones, una de ellas cuando se refirió a sus sucesores en la empresa, sus hijos. «Era difícil soñar esto cuando comencé. He formado una familia en lo personal, pero también empresarial y es toda mi vida». Una empresa familiar pionera en la innovación y la tecnología cuando en los años 80 adquirieron el primer ordenador o computadora «que nos servía para sacar al final de mes todos los albaranes de facturación», recuerda. Esta visión, sobre la evolución del negocio de la distribución del neumático ha acabado resolviéndose en una plataforma de venta online que ha facilitado la exportación.

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, que clausuró el evento destacó de cada uno de los premiados su apuesta por emprender , innovar y permancer en Castilla y León generando riqueza y puestos de trabajo.«Estos son ejemplos necesarios en nuestra tierra, en la que hay oportunidades y talento. Me siento orgullosa de Castilla y Léon». Finalmente instó a los presentes a divulgar la potencialidad de la región con un ecosistema emprendedor que «es bueno pero no nos lo creemos y tenemos que vender mejor lo que tenemos».