Lacalle compromete un bono de 500 euros por cada niño nacido y empadronado en Burgos a partir de 2020

La medida supondrá una inversión municipal de entre 1 y 1,5 millones de euros. /BC
La medida supondrá una inversión municipal de entre 1 y 1,5 millones de euros. / BC

El candidato a la reelección en la Alcadía de Burgos explica que las familias deben garantizar que emplearán el dinero en adquirir productos en comercios locales | Supondrá una inversión de entre 1 y 1,5 millones de euros a la ciudad

Aythami Pérez Miguel
AYTHAMI PÉREZ MIGUELBurgos

El Partido Popular ha recogido para la ciudad de Burgos 16 medidas de apoyo a la familia. Entre ellas, Javier Lacalle, actual alcalde de la ciudad y candidato a la reelección, ha destacado el «bono infantil». Se trata de una aportación económica a fondo perdido que el Ayuntamiento de Burgos entregará a esas familias burgalesas que se amplíen con nuevos miembros nacidos a partir del 1 de enero de 2020.

Por cada niño nacido a partir de 2020, se entregaría a la familia 500 euros. Esa ayuda puede incrementarse hasta los 750 euros si la renta familiar del último año no ha superado los 20.000 euros. La medida que quiere implementar el PP en caso de que gobierne la ciudad se aplicaría de forma inmediata a partir del 1 de enero de 2020.

El objetivo de la misma es ayudar a las familias burgalesas pero esta medida también está vinculada con el comercio local. Lacalle ha explicado que se trata de «un bono a fondo perdido pero vinculado al comercio de la ciudad para revitalizar e incentivar el comerci tradicional». Es decir, las familias que reciban esta aportación económica debreán acreditar que invertirán ese dinero en el comercio de la ciudad. Se trataría de una ayuda directamente vinculada a la adquisición de esos productos necesarios en los primeros meses de vida de un bebé.

Esta medida supondría un gasto para el Ayuntamiento de Burgos que oscila entre un millón y un millón y medio de euros, cálculos realizados según los niños nacidos, y posteriormente empadronados, en la ciudad de Burgos a lo largo del último año, que fueron 1.285 niños y niñas.

Igualmente, Lacalle ha asegurado que quiere crear e implantar el programa Concilia Burgos, «que permita una conciliación entre la vida laboral y personal, especialmente para aquellos con niños pequeños, reforzando la educación de 0 a 3 años y abriendo antes los colegios».

El candidato 'popular' a la Alcaldía de Burgos también ha comprometido medidas de apoyo a las familias numerosas en los abonos deportivos o en el transporte público. Lacalle ha asegurado que tratará con especial mimo a las familias de régimen especial, con más de tres hijos, y que se incluirá en estas medidas a las familias numerosas cuyos hijos superen los 18 años pero sigan dependiendo de la economía familiar. En esta línea, ha apuntado que estas familias numerosas en régimen especial podrían contar con una bonificación del Impuesto sobre Bienes Inmuebles cercana al 95%.