Pillados in fraganti y acusados de vandalismo en Tailandia

Spray en mano un jóven británico y su amigo canadiense no sospechan que una cámara de seguridad registra cómo pintan un graffiti. El muro,  en la ciudad de Chiang Mai al norte de Tailandia,  queda marcado. La policía descubre a los autores y les detienen por vandalismo, agravado porque la pintada está en las puertas de la ciudad antigua. La pintada ya está limpia pero los dos turistas, de23años, afrontan en Tailandia una condena de 10 años de prisión en el peor de los casos y también una multa de casi 30.000 euros - Redacción-