Alemania teme el salto al terrorismo de más de 12.000 ultras violentos

Seguidores del Partido Nacional Democrático de ultraderecha alemán. /Reuters
Seguidores del Partido Nacional Democrático de ultraderecha alemán. / Reuters

El Ministerio del Interior dice que «existe un peligro de radicalización» de individuos que tiene localizados pero son difíciles de controlar

JUAN CARLOS BARRENABerlín (Alemania)

Uno de cada dos ultraderechistas en Alemania es un elemento violento con potencial para actuaciones terroristas, según datos ofrecidos por el Gobierno federal que preside la canciller Angela Merkel. Se trata de 12.700 de los 24.000 individuos que los servicios de seguridad germanos tienen localizados en los distintos movimientos y organizaciones de extrema derecha, en su mayoría neonazis.

En una respuesta a una interpelación parlamentaria del Partido Liberal (FDP) hecha pública ayer, el Ministerio federal del Interior subraya que gran parte de ellos necesitan solo un pequeño impulso para cometer un atentado y convertirse en terroristas. Existe «un peligro de radicalización no subestimable de individuos, grupúsculos y grupos», señala la respuesta, elaborada sobre la base de un estudio de la Oficina Federal para la Defensa de la Constitución (BfVS), los servicios secretos internos alemanes, responsables de la lucha antiterrorista.

El ministerio señaló que las fuerzas de seguridad son conscientes del peligro, pero este es difícilmente controlable. La BfVS verifica regularmente «varios centenares de presencias relevantes en internet, perfiles y canales de la escena ultraderechista», pero quienes participan en ese tipo de foros y vías de comunicación virtual cambian de canal a la mínima sospecha de control o socavación y abren «en otro lugar bajo nombre similar una nueva presencia en la red virtual», explicó el Ministerio germano de Interior.

La interpelación del FDP reclamaba información precisa sobre las conexiones internacionales de ultraderechistas y neonazis violentos a través de plataformas de internet. Un papel relevante juegan al parecer plataformas de juegos virtuales como 'Steam'. En esta última expresaron sus tendencias xenófobas y antiislamistas tanto el autor del reciente atentado en la localidad neozelandesa de Christchurch, donde fueron asesinadas 51 personas en el asalto a varias mezquitas, como David S., el joven alemán de 18 años que asesinó a tiros a nueve personas y causó heridas a otras cinco en el verano de 2016 cuando asaltó el centro comercial Olympia de Múnich. Todas sus víctimas fueron de origen extranjero.

Ante la respuesta oficial, el portavoz parlamentario de Interior del Partido Liberal, Konstantin Kuhle, exigió el desarrollo de «un nuevo concepto contra la radicalización en internet» y denunció que los contenidos de extrema derecha y las amenazas de asesinatos en masa «se mantienen visibles en internet durante años». El experto del FDP exigió una mayor vigilancia de las comunicaciones virtuales entre los radicales de derechas para evitar atentados.

Marcha uniformada

La publicación de las cifras sobre ultraderechistas potencialmente peligrosos coincidió con el debate abierto por la celebración el Primero de Mayo en la localidad sajona de Plauen de una marcha ultraderechista en la que cientos de neonazis desfilaron con tambores, antorchas y banderas convocados por la formación La Tercera Vía. Todos portaban camisetas elaboradas para la ocasión con el texto 'Nacionalista -Revolucionario- Socialista' y un tres en números romanos rodeado por una corona de laurel en referencia al partido, pero también al Tercer Reich.

Socialdemócratas, verdes y La zquierda criticaron a las autoridades locales y regionales por autorizar el acto. Pero también el Consejo Central de los Judíos en Alemania. «Si el Gobierno del Estado de Sajonia afirma tomarse en serio la lucha contra la ultraderecha no debería haber permitido una manifestación así», declaró Josef Schuter, presidente de la principal representación de los judíos en Alemania.