Seat, la precisión del grosor de un folio

Para asegurar que todas las piezas de un coche encajen a la perfección, se fabrica con el rigor de una décima de milímetro

Las últimas técnicas que Seat utiliza para la fabricación de un coche deben asegurar que las 4.000 piezas que lo forman y que proceden de proveedores distintos encajen a la perfección.

Detalles como que la unión de cada pieza se analiza con un nivel de una décima de milímetro, que es la precisión del grosor de un folio, o que el escaneado láser permite medir más de 200.000 puntos de la carrocería en un segundo, son algunos ejemplos del proceso de calidad.

Durante los nueve meses previos al lanzamiento de un nuevo modelo, el equipo de Técnica de Medición de la marca trabaja con unas estructuras de aluminio que sirven como maquetas a tamaño real y simulan las distintas partes del coche. Diferentes moldes permiten analizar las piezas más importantes, tanto interiores como exteriores.

El trabajar con esa precisión milimétrica garantiza una percepción uniforme y asegura cuestiones puramente funcionales. De esta manera, se asegura que no haya ninguna entrada de agua, por ejemplo. También se estudia el tacto de cada uno de los mandos, posibles ruidos molestos o determinadas partes que influyen en la aerodinámica, como el acoplamiento entre el parabrisas y el montante delantero.

Hace unos años, la tecnología táctil permitía medir un punto por segundo. Actualmente, esta herramienta se complementa con la fotometría y el escaneado láser para llegar a los 200.000. Con estos avances, los responsables del departamento son capaces de entender el comportamiento de cada una de las piezas del vehículo en menos tiempo, lo que supone mayor efectividad a la hora de realizar ciertas mejoras.

Los avances de estas técnicas de medición permiten obtener un modelo virtual de cada vehículo. La realidad virtual facilita multiplicar de forma exponencial los puntos de análisis, que se transforman del reactivo al preventivo, y con un claro desarrollo de futuro.

El equipo de Técnica de Medición revisa y realiza un seguimiento desde el primer momento de inicio de producción hasta la entrega final del vehículo al cliente, para asegurar que los requisitos de calidad se mantienen durante la fabricación del coche. Para el encaje de todas las piezas, no solo intervienen los ingenieros y especialistas del departamento, sino también profesionales de otras áreas y más de 90 proveedores de 12 países.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos