Un grupo opositor a Kim Jong-un se atribuye el asalto a la embajada norcoreana

La bandera norcoreana ondea en la Embajada del país en Madrid./ÓSCAR CHAMORRO
La bandera norcoreana ondea en la Embajada del país en Madrid. / ÓSCAR CHAMORRO

En contra de lo sostenido por la investigación, mantiene que no hizo uso de la violencia durante la operación

R.C.Madrid

Un grupo opositor al régimen de Kim Jong-un reivindicó ayer el asalto a la embajada de Corea del Norte en Madrid y aseguró que compartió la información y el material que recabó con el FBI. La organización Defensa Civil de Cheollima (CCD, por sus siglas en inglés) afirma que llevó a cabo la operación sin violencia y sin usar armas contra legaciones diplomáticas norcoreanas.

El pasado martes, la Audiencia Nacional señaló a Adrián Hong Chang, de 35 años y nacionalidad mexicana, de haber liderado el grupo que asaltó en la tarde del 22 de febrero la embajada norcoreana, pocos días antes de la cumbre entre Kim y Donald Trump en Vietnam.

Según la investigación, Hong Chang y sus nueve compinches, entre ellos un estadounidense, se presentaron en la sede diplomática con armas de fuego falsas, machetes, cuchillos y barras de hierro. Aprovechando «un descuido del personal», entraron en la legación y golpearon a los ocupantes «hasta que consiguieron reducirlos y colocarles grilletes y bridas».

La organización niega en cambio que hiciese uso de la violencia. «Nos invitaron a la embajada y, contrariamente a lo que se dice, nadie fue amordazado o golpeado», mantiene la CCD. «Por respeto a la nación anfitriona de España, no se usaron armas y los ocupantes de la embajada fueron tratados con dignidad», agregó en su comunicado. Este grupo, que ofrece asistencia a las personas que intentan desertar, surgió en 2017, y en febrero proclamó un Gobierno en el exilio. Pese a ello, el juez De la Mata ha pedido la extradición de los acusados a las autoridades estadounidenses.

Más información: