Una contratación tardía obliga a la intervención de los trabajadores de la Diputación en la limpieza de las carreteras

Imagen de la maleza que dificulta la visibilidad en una carretera/BC
Imagen de la maleza que dificulta la visibilidad en una carretera / BC

El Sindicato Obrero Independiente (SOI) afirma que los trabajadores del servicio de obras y vías de Diputación se han visto obligados a intensificar su trabajo por la tardía licitación de los trabajos de limpieza de las carreteras

Andrea Ibáñez
ANDREA IBÁÑEZBurgos

El Sindicato Obrero Independiente (SOI) quieren ensalzar el trabajo realizado por los trabajadores del servicio de obras y vías de Diputación este verano. Fernando Ojeda, portavoz del SOI asegura que estos empleados han tenido que hacerse cargo -incluso interrumpiendo sus vacaciones- de las labores de la empresa privada a la que se adjudicó la limpieza de los 2.300 kilómetros de carreteras de la provincia de Burgos.

Tal y como relata Ojeda, este esfuerzo se debe a que «este año la empresa privada empezó a trabajar muy tarde porque la licitacion se hizo con retraso». Así los trabajos de la empresa privada se licitaron el 31 de julio por 219.800 euros. «Posteriormente ha habido zonas que se han negado a limpiar, hubo un desentendimiento por el orden en el que ejcutar la limpieza», explica.

De este modo, las brigadas que deberían estar trabajando durante los meses de verano en el asfaltado de las vías, están haciendo turnos de mañana y tarde en trabajos de desbrozado, algo que debería realizar la empresa privada.

Además, este trabajo lo están llevando a cabo entre las tres brigadas existentes (una en Villarcayo y dos en Burgos formadas por tres personas cada una que actúan en la zona centro y sur de la provincia). Una dotación de personal insuficiente que solo cuenta con tres tractores desbrozadores

Esta situación ha conllevado que los trabajadores del servicio de obras lleven «casi dos meses a tope y los de la empresa privada, uno, pero estos trabajos no están terminados, todavían se alargarán hasta el mes de septiembre», asegura Ojeda. Por este motivo, reivindican el trabajo de los trabajadores públicos frente a los de empresa privada «porque al final es el empleo público el que saca el trabajo».