Furor por Las Marzas

Antes de la apertura de la taquilla, la gente ya hacía cola para recoger su entrada. /César Ceinos
Antes de la apertura de la taquilla, la gente ya hacía cola para recoger su entrada. / César Ceinos

Hoy comenzaba la venta de entradas para el festival de Las Marzas, que se celebra el domingo | Los burgaleses han hecho cola desde antes de la apertura de la taquilla

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

Como cada año, los burgaleses responden con entusiasmo ante el festival de Las Marzas. Este año el evento se celebra este domingo a partir de las 19.30 horas en el polideportivo municipal El Plantío. Hoy comenzaba la venta de entradas en el Teatro Principal. La taquilla se abría a las 18 horas y los burgaleses ya hacían cola desde antes de su apertura. Una cola que bordeaba el Teatro Principal y se extendía por el Paseo del Espolón. Se han entregado un máximo de dos invitaciones por persona.

Este año, entre danzantes y músicos, se darán cita más de 400 personas en un festival que apuesta por recordar las tradiciones a través de la danza, el canto y la música. Igualmente, el evento folclórico contará con un público entregado que abarrotará las localidades.

El Ayuntamiento de Burgos y el Comité de Folclore Ciudad de Burgos están detrás de la organización del evento. Para esta edición, la trigésimo novena, el festival contará con las agrupaciones: Asociación Cultural Amigos de la Dulzaina, Asociación de Danzas Estampas Burgalesas, Danzantes de Burgos, Danzas Burgalesas Justo del Río, Danzas Burgalesas Tierras del Cid, Danzas Castellanas Diego Porcelos, Escuela Municipal de Dulzaina, Grupo de Danzas Nuestra Señora de las Nieves, Grupo de Tradiciones los Zagales.

En la pasada edición el festival lanzó un grito reivindicativo a favor del Festival Internacional de Folclore 'Ciudad de Burgos' cuya continuidad parecía estar en entredicho ante los retrasos en el pago de las ayudas municipales y la falta de presupuesto en el Ayuntamiento para 2018.

Orígenes

Las Marzas son cantos de ronda petitorios que cantan los jóvenes la noche del último día de febrero. Esa noche los marzantes, cuadrillas de mozos, al anochecer o a partir de la media noche, salen por las calles del pueblo para pedir especies, generalmente huevos, chorizos, morcillas u otros productos del cerdo, para hacer una merienda, que según lo que se haya recogido en las casas sirve para esa noche u otras más.

La primera vez que apareció la palabra marzas en un diccionario de la lengua española fue en el año 1910. Tenía dos acepciones. La primera la definía como copla que en la Nochebuena, en el Año Nuevo y en la de los Santos Reyes van cantando por las casas de las aldeas, por lo común en la corralada, unos cuantos mozos solteros. La segunda explicación dice: obsequio de manteca, morcilla, etc., que se da en cada casa a los marzantes para cantar o para rezar.

Las Marzas es una tradición muy arraigada en Burgos y Cantabria pero también se ha conservado en algunos puntos de Soria, Palencia, Valladolid y Segovia, recordando su celebración también en zonas más alejadas como Salamanca u Orense.

En la provincia de Burgos se pueden distinguir por su forma musical dos formas de interpretar las Marzas: en la zona norte y en la zona sur. En la zona norte se ha podido constatar en 117 localidades que han cantando las Marzas y en la zona sur de la provincia 159 localidades.

Más información