Una peña con mucho ritmo

La peña Aramburu Boscos cumple 30 años y sigue poniendo ritmo en las calles, gracias a su grupo de danza y su charanga

Una imagen del desfile de peñas del 2018/Gabriel de la Iglesia
Una imagen del desfile de peñas del 2018 / Gabriel de la Iglesia
Andrea Ibáñez
ANDREA IBÁÑEZBurgos

Hace justo 30 años un grupo de padres y alumnos del centro de Educación Secundaria Padre Aramburu se decidieron a dar el paso de crear una peña. Eran finales del año 1989 y ya, desde el principio, la agrupación apuntaba alto. Comenzaron con un buen número de integrantes que 30 años más tarde no ha dejado de crecer.

Peña Aramburu Boscos

Año de fundación:
1989
Número de socios:
840 personas
Anécdota:
Al tractor que llevaba la carroza en una cabalgata se le pinchó la rueda, la arreglaron como pudieron sobre la marcha para finalizar el recorrido
Sede actual:
Quintanar de la Sierra, 11
Nombre completo:
Asociación Peña Recreativa Cultural Aramburu Boscos

Actualmente esta peña sigue gozando de la misma popularidad y cuenta con unos 840 socios. Burgos se tiñe de naranja y azul durante los Sampedros, gracias a las coloridas blusas de esta agrupación. José Antonio Laurreategui es uno de los socios que lleva más años formando parte de esta numerosísima peña. Y muchos son los buenos recuerdos que le llegan a la cabeza al ser preguntado por sus vivencias vistiendo la blusa, aunque alguno no lo sea tanto. Cuenta, entre risas, una de las anécdotas más divertidas de las que le han tocado vivir. «Un año, íbamos bajando la carroza en la cabalgata con un tractor y una de las ruedas se deshinchó por completo. Lo arreglamos como pudimos para poder llegar al final del recorrido», explica.

José Antonio cree que a la peña le quedan muchos y muy buenos años por delante porque conocen la clave del éxito. Mantener el contacto durante todo el año parace que es el truco. «Cada mes los socios recibimos una circular para informar de los actividades que se desarrollan». De ese modo, la relación entre los integrantes va más allá de los Sampedros.

Imagen antigua en la que desfilaban con una furgoneta
Imagen antigua en la que desfilaban con una furgoneta / BC

Aunque bien es cierto que, sin ninguna duda, el mes de junio es el que más disfrutan. La Ofrenda Floral es uno de los actos que más gente reúne. «Hemos llegado a dejar 600 ramos a la Virgen«, asegura.

También participan en las fiestas de su barrio San Antonio Abad, aunque no son organizadores colaboran en la medida que pueden. Su grupo de danza y su charanga, por ejemplo, son una de sus señas de identidad y los que ponen la alegría en cualquiera de sus eventos.