Iglesias reniega de Venezuela: «He dicho cosas que ahora no comparto»

El líder de Podemos niega la financiación irregular en la comisión de investigación del PP en el Senado

ANDER AZPIROZMadrid

Había expectación en torno a la comparecencia de Pablo Iglesias en Comisión de Investigación sobre la Financiación de Partidos Políticos, en la que solo participan el PP y Unión del Pueblo Navarro, este último como miembro del grupo mixto. La bronca política no ha decepcionado. Tampoco una rectificación del secretario general de Podemos, quien ha reconocido que la situación en Venezuela es «nefasta». Es más, al ver en vídeos sus opiniones pasadas en defensa del régimen bolivariano, ha calificado sus propias palabras de «tonterías». «He podido decir cosas y opiniones políticas que ahora no comparto. Creo que rectificar en política está bien», ha justificado.

La sesión de la Comisión de Investigación sobre la Financiación de Partidos Políticos ha empezado con buenas palabras. Un puro espejismo. El primero en hablar ha sido el portavoz popular en este órgano, Luis Aznar. Ha apuntado alto desde el principio. De una tacada ha sacado a colación el chalet del líder de Podemos e Irene Montero, una supuesta cuenta fiscal del primero en el paraíso fiscal de Granadinas y, como no, Venezuela e Irán.

Iglesias ha basado su defensa en dos argumentos. El primero ha sido desacreditar la comisión, creada por el PP gracias a su mayoría absoluta en la Cámara alta y en la que no participa ningún otro partido salvo Unión del Pueblo Navarro. El segundo, presentar cada una de las resoluciones judiciales que han archivado las querellas que han llegado a los tribunales sobre la supuesta financiación irregular de la formación morada. Y esas decisiones, ha remarcado el secretario general podemista, fueron adoptadas en muchos casos por Manuel Marchena, un juez afín al PP según el 'WhatsApp' enviado por Ignacio Cosidó al grupo popular en el Senado. «Si pretende sugerir si ha habido financiación del Gobierno de Venezuela a mi partido, le digo que no», ha resumido el líder político.

«¿Ha cobrado usted de Venezuela?»

En su primera pregunta Aznar ha pedido a Iglesias que revele si alguna vez ha trabajado para Venezuela. Y ahí ya se ha liado todo. El líder de Podemos se ha negado a responder a cuestiones que no se refieran a la financiación de su partido. «Si quieren estudiar mi currículo creen otra comisión», ha dicho a los representantes del PP. Iglesias tampoco ha dejado pasar el informe PISA, supuestamente elaborado por el comisario José Villarejo para desacreditar con pruebas falsas a Podemos y su secretario general. Y en aquella época el jefe de la Policía era Cosidó, hoy portavoz popular en el Senado. No han faltado los retos lanzados desde uno y otro lado a acudir a la justicia si se tienen pruebas.

«¿Qué pensará la gente de que usted no conteste a nada?», «aburre a las cabras», «ustedes son más opacos que la pared de madera que tiene detrás» o «lo suyo es como no me gusta el arroz con leche por debajo de la puerta te meto un ladrillo», han sido algunas de las quejas de Aznar. Y entre broncas e interrupciones ha habido hasta tiempo para recitar pasajes de 'La Venganza de Don Mendo', quizá el único momento relajado de la comparecencia. Después han vuelto a escena el «miente como un bellaco» o «es usted un falso».

 

Fotos

Vídeos