El PSOE exige al PP utilizar la modificación presupuestaria para cumplir sus acuerdos

La reforma del Mercado G-9 fue uno de los compromisos alcanzados entre PP y PSOE/JAQ
La reforma del Mercado G-9 fue uno de los compromisos alcanzados entre PP y PSOE / JAQ

Los socialistas reclaman incluir obras y proyectos comprometidos en 2017

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

Sin presupuesto municipal para 2018, se hace imprescindible incorporar modificaciones a las cuentas prorrogadas del pasado año, a fin de materializar acuerdos de colaboración, convenios sociales y culturales o proyectos y obras pendientes de ejecutar o incluso nuevos. Y el Equipo de Gobierno negocia ya la primera de esas modificaciones, que se prevé aprobar en un Pleno extraordinario a celebrarse el 23 o el 24 de marzo.

De entrada, el alcalde Javier Lacalle ha aprobado esta mañana, mediante decreto de Alcaldía, la modificación presupuestaria derivada de la liquidación de las cuentas de 2017. Se incorporan remanentes de Tesorería por valor de 14,4 millones de euros para asumir obligaciones ya contraídas por el Ayuntamiento, según los apuntes de Intervención. Se trata de una modificación «automática», pues incluye el pago a proveedores, las obligaciones de la deuda municipal, las aportaciones a los consorcios y todas aquellas inversiones comprometidas en 2017 o de carácter plurianual.

Daniel de la Rosa, el portavoz del Grupo Municipal Socialista, ha recordado que esta primera modificación es técnica y no política. Los cargos que incluye son obligaciones contraídas por el Consistorio, como las remodelaciones de los barrios de La Ventilla, Villímar y Villalonquéjar, por valor de 1,9 millones de euros; el ARU de San Cristóbal, con 1,4 millones; la remodelación del Estadio Municipal de El Plantío, con 1,2 millones; el Puente de las Rebolledas, con 1 millón; el graderío de San Amaro, con 400.000 euros; la Avenida de Cajacírculo, con 400.000 euros; y la nueva escuela infantil Río Vena, con 300.000 euros.

Sin embargo, al margen de los compromisos ineludibles, la modificación deberá incorporar otras partidas presupuestarias. Y el PSOE exige al Partido Popular que aproveche la situación para cumplir con los acuerdos alcanzados en 2017, y que permitieron la aprobación de los presupuestos y el plan económico-financiero. Los socialistas llevarán a la negociación con el Equipo de Gobierno todas las inversiones que se comprometieron a desarrollar, y que están paralizadas.

Compromisos pendientes

En una nota de prensa, el PSOE ha recordado que una veintena de inversiones no se han contratado aún, «por razones que desconocemos». Algunas cuentan con proyecto técnico, o en fase de elaboración, como la segunda fase de la remodelación de San Juan de los Lagos, la solución técnica al problema de las aguas subterráneas en Villatoro, la reforma del Mercado G-9, la accesibilidad de la Catedral o la remodelación de la Plaza de Guadalajara.

No obstante, los socialistas afirman que siete de las inversiones no comprometidas ni se han contratado ni tiene proyecto técnico. Se refieren a las obras en instalaciones deportivas, la primera fase de Las Veguillas-Cortes, la pavimentación del Centro Histórico, la remodelación de las bibliotecas municipales, la accesibilidad de la calle Frías, la adaptación de La Milanera para recinto ferial y el Centro de Recepción de Peregrinos en Gamonal.

Tampoco se han contratado los proyectos para continuar con la urbanización de la Plaza Roma, realizar la conexión peatonal entre la calle Lealtad y la Barriada Social o la modificación del proyecto de urbanización de la calle Vitoria. Sin cumplir han quedado también otros compromisos como el traslado de las barracas, el reglamento de publicidad institucional, la eliminación del puesto de Protocolo o la no prórroga de los contratos de más de 150.000 euros.

Por todo ello, el PSOE reclama que la modificación presupuestaria que se aprobará a finales de mes incluya la contratación de obras y proyectos propuestos por los socialistas, y que ese compromiso se mantenga a la hora de aprobar futuras modificaciones, pues la de marzo no será más que la primera, habiada cuenta de que se trabaja con un presupuesto prorrogado.

 

Fotos

Vídeos