Corea del Norte reconstruye un centro de lanzamiento de satélites y misiles

La estación de lanzamiento de satélites de Sohae./REUTERS
La estación de lanzamiento de satélites de Sohae. / REUTERS

No se había detectado actividad en el lugar desde agosto de 2018, tras la primera cumbre entre Trump y Kim

ZIGOR ALDAMACorresponsal. China

Donald Trump incide en que la desnuclearización de Corea del Norte debe ser «irreversible». Y lo hace por una buena razón. El régimen comunista ya ha demostrado que puede desmantelar instalaciones militares clave como muestra de buena fe y volver a reconstruirlas poco después si las negociaciones se tuercen. Buen ejemplo de ello es lo que sucedió en 2008 en Yongbyon, el centro neurálgico de su programa nuclear: destruyó su torre de refrigeración a bombo y platillo, pero tiempo después volvió a poner todo en marcha y ahora utiliza de nuevo esas instalaciones para negociar una desnuclearización paulatina.

Pero un ejemplo mucho más reciente es el que se desveló ayer. Según informaron los servicios de Inteligencia de Corea del Sur y analistas de Estados Unidos, Pyongyang ha comenzado a reconstruir el centro de pruebas de Sohae. Teóricamente sirve para el lanzamiento de satélites, pero en la práctica se utiliza también para probar misiles. Por eso, el dictador Kim Jong-un se comprometió a desmantelarla durante la cumbre que celebró con Trump en Singapur el año pasado, y así comenzó a hacerse poco después. Pero el análisis de imágenes tomadas por satélite revela que ahora se están llevando a cabo trabajos en la plataforma de Tongchang-ri, desde donde se produjeron lanzamientos en 2012 y 2016.

Podría ser la primera consecuencia del fracaso en las negociaciones del segundo encuentro entre Trump y Kim, celebrado los pasados días 28 y 29 en Hanói y concluido de forma abrupta por el presidente de Estados Unidos. Pero los analistas afirman que, aunque las imágenes llegaron dos días después de aquel fiasco, los trabajos comenzaron incluso antes de que se celebrase la cumbre.

«La actividad es evidente en la plataforma vertical para la prueba de los motores y en los raíles de la estructura para la transferencia de cohetes», apuntó el Centro para Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIC), con base en Washington. «Las instalaciones se habían mantenido sin actividad desde agosto de 2018, lo que indica que los trabajos actuales son deliberados y buscan algún propósito», añadieron sus expertos en un comunicado. Lo que se desconoce es cuál es el objetivo de esta actividad. En cualquier caso, Joel Wit, director de 38 North, afirmó a Reuters que no tiene por qué ser el lanzamiento de un misil intercontinental: «Además de que nunca ha lanzado este tipo de proyectil desde Sohae, la preparación de algo así requeriría un amplio rango de actividades que no se han detectado en las imágenes por satélite».