Fallece el misionero burgalés que convirtió su casa en Chile en un hogar de acogida de ancianos

José Antonio Ortega./BC
José Antonio Ortega. / BC

El sacerdote y misionero burgalés, José Antonio Ortega, ha muerto en Chile donde fue misionero y promotor de medios de comunicación

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El sacerdote y misionero burgalés José Antonio Ortega, de 83 años, ha fallecido en Chile, donde convirtió su casa en un hogar de acogida de ancianos. José Antonio nació en Burgos el 15 de junio de 1935 y actualmente residía en Chile donde falleció el jueves, según informa el Arzobispado de Burgos.

Estudió Teología en Salamanca y fue ordenado sacerdote en 1959. Partió para el país americano un año más tarde. Allí, en la diócesis de Chillán, ejerció una intensa y fecunda labor misionera y fue promotor de medios de comunicación.

Además, mantuvo un comedor diario para personas de la tercera edad y su casa se convirtió, desde hace año, en un hogar de acogida de ancianos. En 1970 regresó a España por motivos familiares y trabajó durante cuatro años como vicario parroquial en la Real y Antigua de Gamonal, hasta que regresó a Chile.