La peña en la que reina la alegría

La Asociación Alegría de San Pedro, una de las más activas y numerosas de la ciudad, espera la llegada de los Sampedros entre evento y evento

Imagen de los socios de la peña Alegría de San Pedro/Sara García Cubillo
Imagen de los socios de la peña Alegría de San Pedro / Sara García Cubillo
Andrea Ibáñez
ANDREA IBÁÑEZBurgos

El nombre de esta agrupación no deja lugar a dudas ni engaña a nadie. La Peña Alegría de San Pedro nació para para llenar de vida el barrio de San Pedro de la Fuente y para compartir su alegría con todo el que así lo quiera y hoy en día es una de las más numerosas de la ciudad.

Peña Alegría de San Pedro

Año de fundación:
1976
Número de socios:
Comenzaron con 40, actualmente superan los 500
Cántico:
«Esta es la peña donde reina la alegría, esta es la peña donde reina el buen humor y nos unimos a otras peñas a brindar con el porrón»
Sede actual:
Local en la calle Emperador
Nombre completo:
Asociación Sociedad Recreativa Peña Alegría de San Pedro

El socio número uno, Amador Esteban, todavía sigue al pie del cañón 43 años después. Y recuerda perfectamente los comienzos con otros casi 50 compañeros más. Eran los habituales del barrio «que iban de una bar a otro» hasta que decidieron constituirse como sociedad. A partir de ahí, su sede -que ha cambiado multitud de ocasiones de ubicación- comenzó a ser el centro de reunión. Actualmente, este socio fundador sigue bajando a «tomarse unas cañas» en compañía del resto de los «alegres». Asegura que nunca falla en la Ofrenda Floral con su ramo de flores. Bajo su punto de vista, se pasaba mejor en sus tiempos jóvenes cuando eran «más piña». También cuenta con nostalgia como tocaba empujar el coche de la peña cuando se quedaba encallado en el barrizal que a veces se formaba, tanto en Fuentes Blancas como en el Parral. En sus 74 años, ni uno solo ha dejado de estar unido a esta peña -aunque también es socio de alguna otra- aunque durante varios la actividad de la peña cesó por problemas internos. «Ahora está más viva que nunca», exclama con alegría a la vez que confiesa que ya no baila como antes.

Además de Amador, también esperan el resto de peñistas impacientes la llegada de las fiestas Mayores de la ciudad. Y eso que no hace tanto que celebraron las fiestas de su barrio en las que participan activamente con un pasacalles y una charanga.

Para que la espera se les haga más corta desde esta asociación organizan un evento al mes aproximadamente. De este modo, forman su propia Oktoberfest o feria de abril. También se entregan al 'deporte' con sus campeonatos de FIFA o mejoran entre fogones como excusa para reunirse durante todo el año. Actividades que no están cerradas -en su mayoría- a otras agrupaciones por lo que sirven de forma de hermanamiento, explica Chechu Merino, presidente de la peña. «Trabajamos al gusto de todos los socios», en su mayoría muy jóvenes, aunque cada vez son más las familias «que son las que se comprometen».

Foto antigua de los blusas
Foto antigua de los blusas / BC

Merino llegó hace solo un par de años al cargo, pero lleva en sus filas desde hace un buen puñado. Reconoce que es de los que se pone firme con los peñistas cuando llega la ocasión, como por ejemplo, en la Ofrenda de Flores «para seguir el protocolo impuesto por el Ayuntamiento».

El presidente reconoce que las redes sociales han dado un vuelco a la peña necesario y recuerda entre risas que «antes era todo por carta, muy complicado, ahora por los grupos se informa de todo rápidamente». Lo que aligera tremendamente el trabajo. Además, la peña cuenta con Facebook.

De momento, se consuelan con la llegada de 'El Parral', obviamente, otra de las fechas marcadas en su calendario cada año. Por ello, el presidente no puede olvidar «aquel año en el que cayó una tromba de agua» y poco pudieron hacer por continuar con la fiesta.

Este año, ya están preparados y como reza su canción, no habrá quien consiga aguar su fiesta.«Esta es la peña donde reina la alegría, esta es la peña donde reina el buen humor y nos unimos a otras peñas a brindar con el porrón». Que así sea un año más.