El PSOE fuerza un aplazamiento del cambio de las calles tras un enfrentamiento con Cs

Placa conmemorativa ubicada en la Barriada Yagüe/JAQ
Placa conmemorativa ubicada en la Barriada Yagüe / JAQ

La tensa Comisión de Personal convocada para decidir la redenominación de las calles que vulneran la Ley de la Memoria Histórica ha terminado sin votación

ISMAEL DEL ÁLAMO y PATRICIA CARROBurgos

La Comisión de Personal sigue sin aprobar el cambio de nombre de las 13 calles que un consejo de expertos determinó que vulneraban la Ley de la Memoria Histórica. A pesar de que todo apuntaba a que la propuesta del PP, de cambiar la denominación de 10 de las 13 calles, llegaría a buen puerto, con el respaldo y alguna condición previa del PSOE, la reunión ha concluido sin tan siquiera votarse.

Se trataba de una Comisión de Personal de carácter extraordinario y en la que el único punto del orden del día era aceptar o rechazar la propuesta de redenominaciones del Equipo de Gobierno para 10 de las 13 calles que hacen alusión a la Guerra Civil o al Franquismo. El PSOE, que ha salido en rueda de prensa a criticar el «todo o nada» que intentan imponer Ciudadanos e Imagina Burgos -en alusión a la exigencia de cambiar en bloque las 13 calles propuestas por los expertos-, ha defendido que es mejor cambiar 10 que ninguna. Si bien, la condición para aceptar la propuesta del PP, que trata de evitar el cambio de nombre de las calles Fernando Dancausa, José María Codón y Alcalde Martín Cobos, es que, en el plazo de un mes, se comprometan a cambiar el nombre a las barriadas Yagüe, Illera y Máximo Nebreda.

En ese escenario, la Comisión debería haber dado luz verde al cambio de 10 de las 13 calles señaladas, con los apoyos de PP y PSOE. Sin embargo, el debate ha terminado en un enrocamiento del concejal socialista Antonio Fernández Santos, según apuntan algunos ediles presentes. Tras un enfrentamiento con Cs, ante las críticas constantes de Fernández Santos contra la postura de Cs e Imagina, el socialista ha exigido dejar sobre la mesa la votación. De lo contrario, el PSOE votaría en contra. La tensión ha sido tal, que se ha optado por levantar sesión y aplazar el debate hasta la próxima semana.

Carolina Blasco, presidenta de la Comisión de Personal, no ha querido entrar a valorar lo sucedido, más allá de que se había generado una situación de «gran tensión». Mientras, Imagina y Cs han criticado que Fernández Santos utilizase su turno para arremeter contra ambas formaciones, sin detallar su postura. Por su parte, el concejal socialista se ha negado a dar su versión de los hechos, ante las preguntas de este medio de comunicación, remitiéndose a la versión del resto de corporativos.

Así las cosas, la Comisión de Personal sólo ha servido para aprobar el cambio de nombre de la avenida Príncipe de Asturias, por Princesa de Asturias y dar nombre al vial del puente de Las Rebolledas, que se denominará avenida de la Universidad.

Nueva Comisión

Unas horas más tarde, Blasco ha convocado una nueva Comisión de Personal para volver a debatir la propuesta del Equipo de Gobierno sobre el cambio del nombre de calles para el miércoles 5 de marzo a las 8:30 horas. En esta nueva cita, la presidenta de la Comisión de Personal está dispuesta a aceptar la condición del PSOE de cambiar el nombre de las tres barriadas señaladas en el plazo de un mes. Blasco insiste en que las barriadas no existen como tal, pero «tampoco pasa nada» por dotarlas de una denominación oficial y retirar las señales que hacen alusión a ellas.

Por su parte, Cs afirma que «por encima de todo hay que cumplir la legalidad» y que hay que «asumir el resultado» del informe realizado por los expertos. Bañeres acepta el debate sobre qué nombres deben reemplazar a los actuales, pero «en ningún caso» se puede «permitir ni asumir» que haya tres nombres asociados al Régimen Franquista que perduren.

 

Fotos

Vídeos