Ocupando la vía pública para denunciar la aplicación arbitraria de la tasa municipal

Entidades sociales se han concentrado en la Plaza Mayor en señal de protesta/PCR
Entidades sociales se han concentrado en la Plaza Mayor en señal de protesta / PCR

Lanzan la campaña 'Por la participación ciudadana sin tasas', que engloba a 40 entidades de la ciudad y recoge firmas para modificar las ordenanzas municipales

Patricia Carro
PATRICIA CARROBurgos

Lo consideran un ataque frontal al ejercicio de la libertad de expresión y al derecho de reunión y manifestación, por lo que supone de aplicación «arbitraria e indiscriminada» de tres ordenanzas municipales que imponen el pago de tasas a asociaciones, ONG's y entidades sociales de la ciudad por ocupar la vía pública o utilizar espacios municipales. Cuarenta colectivos burgaleses se han sumado a la campaña 'Por la participación ciudadana sin tasas', que esta mañana ha realizado una concentración simbólica en la Plaza Mayor.

Verónica Ibáñez, de Amycos y la Coordinadora de ONGD de Burgos, ha recordado que reclaman la modificación de la ordenanza municipal 203, que regula la ocupación de la vía pública. Amparándose en ella, el Ayuntamiento cobra una tasa, variable, por la instalación de mesas o casetas informativas y cualquier otro elemento utilizado para dar a conocer la actividad que realiza una entidad social o realizar campañas de divulgación y concienciación, siempre sin ánimo de lugro.

Se recogen firmas para exigir la modificación de las ordenanzas municipales
Se recogen firmas para exigir la modificación de las ordenanzas municipales / PCR

Igualmente, se solicita la modificación de las ordenanzas 401 y 406, por las que se cobra también por utilizar las salas del Instituto Municipal de Cultura o los centros cívicos. Se trata de una medida «injusta», que se aplica de forma indiscriminada y arbitraria, ha asegurado Ibáñez, y que atenta directamente a derechos fundamentales. Incluso el Procurador del Común se ha manifestado al respecto en alguna ocasión, apuntando que el Ayuntamiento aplica la normativa de una manera un tanto «forzada».

Por ese motivo, se exigen cambios para eximir del pago de dichas tasas a entidades sin ánimo de lucro, entidades vecinales, asociaciones o partidos políticos, cuando organicen actividades sin fines lucrativos, meramente informativos, de sensibilización o de carácter cultural o social. Asimismo, la petición incluye la paralización y el archivo de los expedientes municipales en curso.

Ataque a libertades y derechos

Los colectivos participantes de la campaña insiste en que «no es solo la cantidad a pagar, sino la forma autoritaria de funcionar con la ordenanza». Nieves Incinillas, de la Coordinadora en defensa de unas pensiones dignas, considera que el Ayuntamiento está utilizando las ordenanzas para impedir el desarrollo de actividades de participación ciudadana cuando estas no están controladas desde el ámbito municipal.

El cobro de tasas es algo relativamente nuevo, recuerda, pues muchas asociaciones llevan años organizando actividades de calle y las exigencias de pago no han llegado hasta hace un par de años. La campaña, que ha recogido ya 200 firmas, se mantendrá activa al menos una semana más, y se completará con mociones que se presentarán a los grupos municipales para que lleven la problemática a una sesión plenaria.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos