Podemos critica el «enorme deterioro» de la sanidad pública en Castilla y León «por los ataques de las políticas del PP»

Pablo Fernández, secretario general de Podemos en Castilla y León./L. P. / ICAL
Pablo Fernández, secretario general de Podemos en Castilla y León. / L. P. / ICAL

Pablo Fernández insta a los zamoranos a que acudan a la manifestación convocada el 26 de enero en Valladolid

ALICIA PÉREZZAMORA

El secretario general de Podemos Castilla y León, Pablo Fernández, ha criticado hoy «el enorme deterioro» que considera que sufre la sanidad pública «por culpa de los ataques de las políticas del PP».

Por este motivo, ha instado a los zamoranos a que acudan a la manifestación en defensa de la sanidad pública de Castilla y León que tendrá lugar el 26 de enero frente a la Consejería de Sanidad en Valladolid.

«A día de hoy, la situación de la sanidad pública es peor que hace un año y se han agravado y hecho estructurales los problemas que padece en la comunidad», ha manifestado el líder regional de Podemos, quien considera que el PP está «absolutamente desconectado de la ciudadanía y ajeno a las reclamaciones de la mayoría social de Castilla y León».

Cree que los datos son «abrumadores» porque la lista de espera quirúrgica, según sus declaraciones, no dejó de incrementarse a lo largo de 2018. «Zamora es, de hecho, el epicentro de la nefasta gestión del PP con la connivencia de Herrera, que se ha comportado como un jubilado político al margen de los desmanes y desatinos del consejero de Sanidad», ha manifestado Pablo Fernández.

Según los datos que ha facilitado, 1.170 personas en la provincia tienen que esperar más de 180 días para ser operadas.

En cuanto a las listas para consulta de especialistas, en Zamora hay más de 8.000 personas esperando, 1.600 más que hace un año, según Podemos.

A esta situación Pablo Fernández ha sumado «todas las promesas realizadas por el Gobierno autonómico a comienzos de la actual legislatura, que actualmente siguen sin haberse llevado a cabo, como el centro de salud de Villalpando, proyectado y presupuestado desde el año 2006 y del que aún se desconoce si quiera cuándo van a comenzar sus obras».

Fernández ha señalado que existen «acuciantes problemas de recursos» en Toro «ante la falta de especialistas, sobre todo, pediatras y cada vez menos médicos de familia». Tampoco está asegurado, según sus declaraciones, el servicio de urgencias de Pediatría en Benavente.

Respecto a Puebla de Sanabria, ha afirmado que no están cubiertas las plazas vacantes y que las caídas del sistema informático Medora dificultan la labor de los médicos e imposibilitan el uso de las recetas electrónicas.

«En el reciente concurso de traslados, de las 50 plazas convocadas, 24 han quedado desiertas con falta de profesionales en Oncología», ha afirmado el secretario general de Podemos Castilla y León, quien ha añadido como otro de los problemas la contratación de médicos de empresas externas al Sacyl «que, en muchos casos, ni siquiera cuentan con el MIR para realizar prestaciones de servicios de guardias en zonas rurales». Por este motivo, ha vuelto a pedir la dimisión del consejero de Sanidad, Antonio María Sáez.