PP y Cs registran en las Cortes de Castilla y León la propuesta para eliminar los aforamientos

Presentación de la propuesta de PP y Cs en el registro de las Cortes. De izquierda a derecha, Raúl de la Hoz, Carlota Amigo, Marta Sanz, Francisco Vázquez y David Castaño./ARTURO POSADA
Presentación de la propuesta de PP y Cs en el registro de las Cortes. De izquierda a derecha, Raúl de la Hoz, Carlota Amigo, Marta Sanz, Francisco Vázquez y David Castaño. / ARTURO POSADA

Todos los grupos están a favor de la medida, aunque el PSOE reclama una modificación más amplia del Estatuto para blindar el suelo social

Arturo Posada
ARTURO POSADAValladolid

La propuesta para eliminar los aforamientos del presidente y los miembros de la Junta, así como de los procuradores de las Cortes autonómicas, ya está en marcha. Los grupos parlamentarios de PP y Ciudadanos han registrado este viernes la solicitud de «uno de los pilares fundamentales en la regeneración democrática», según lo define la portavoz del grupo naranja, Carlota Amigo. «Nos hemos reunido con el resto de grupos y todos están a favor de eliminar los aforamientos. La UPL quiere una modificación más amplia del Estatuto y en el caso del PSOE, nos han transmitido que están a favor de eliminar los aforamientos, pero quieren una modificación más amplia del Estatuto para blindar el suelo social», explicó Amigo, quien resaltó la importancia de eliminar el «privilegio» que tienen los politicos para no ser juzgados en tribunales ordinarios y acudir directamente a los tribunales superiores de Justicia o al Supremo.

Raúl de la Hoz, portavoz del grupo popular, recordó que la reforma del Estatuto de Autonomía es «un clásico de todos los veranos» y que hace cuatro años ya se habló de limitar los aforamientos, aunque no de una «supresión absoluta, una iniciativa que finalmente no cuajó. «Ahora se trata de la supresión de los artículos 22 y 29 del Estatuto de Autonomía, para que tanto los procuradores de las Cortes de Castilla y León, como los miembros del Gobierno, esto es, presidente y consejeros, puedan ser juzgados por tribunales ordinarios si se les abren causas penales».

Para que esta propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía sea aprobada se necesitará una mayoría de dos tercios del parlamento autonómico y, posteriormente, habrá que remitirla al Congreso de los Diputados al tratarse de una reforma de una ley orgánica. «No es un proceso rápido, sino lento. Canarias, que ya ha eliminado los aforamientos en su estatuto, inició su propuesta en el año 2016. Esperamos que en septiembre entre en tramitación parlamentaria y se puede hacer por lectura única. Podríamos tenerla aprobada para ser remitida al Congreso de los Diputados a finales de 2019. Nuestro deseo es que el resto de grupos la apoyen. Hay un parecer favorable, que nos ha manifestado Podemos, Vox, Por Ávila y la UPL nos ha dicho también que está dispuesta a votar a favor de la misma. Esperamos que el Partido Socialista madure y vote también a favor», manifestó De la Hoz.

Patricia Gómez, secretaria general del grupo parlamentario socialista, recordó la idea de su grupo de no quedarse solo en una «reforma exprés» del Estatuto que únicamente incluya la supresión de los aforamientos. «Estamos completamente de acuerdo con eso, pero queremos que en la reforma vaya incluido el establecimiento de un suelo social. Esto mismo ya se debatió en un pleno en febrero de 2018 y Ciudadanos entonces votó a favor, aunque ahora forma parte del grupo de Gobierno». El suelo social hace referencia a la fijación de un límite en los recortes de los servicios públicos.

Para el PP, está condición «no tiene nada que ver con la reforma concreta planteada». «Tanto Ciudadanos como el Partido Popular estamos abiertos a abordar una reforma más ambiciosa del Estatuto de Autonomía en otros ámbitos, como la sanidad, la política de familia y de bienestar social, o las competencias de los ayuntamientos, y así figura en nuestros programas electorales», subrayó Raúl de la Hoz. «Pero no es algo para hacer de forma urgente y no tiene una formulación tan sencillo como la reforma del Estatuto para suprimir los aforamientos. Seguimos abiertos a abordar una reforma más amplia, pero lamentamos que el Partido Socialista no haya querido firmar esta propuesta inicial. El Partido Socialista se ha instalado en una radicalidad absoluta e insulto permanente tanto a Ciudadanos como al Partido Popular. Espero que se tranquilicen, se serenen y que piensen que su responsabilidad es también la de construir Castilla y León, y no solo la de intentar destruir el gobierno de coalición PP-Cs».

Sobre la modificación de la ley para designar a los senadores autonómicos, que pretende recuperar el requisito previo para que los candidatos propuestos ostenten la condición de procuradores, la portavoz de Ciudadanos explicó que su grupo ya ha preparado «un primer borrador». «Esperamos poder presentarlo la próxima semana. El tema va avanzado», declaró Carlota Amigo.