Mercado de fichajes

El Dortmund sucede al Oporto como el 'listo' del mercado

Christian Pulisic, durante un partido con el Borussia Dortmund./AFP
Christian Pulisic, durante un partido con el Borussia Dortmund. / AFP

Traspasa a Pulisic al Chelsea por 64 millones pero logra tenerlo cedido hasta junio en su club y confirma su condición de club que mejor ficha y después revende

Rodrigo Errasti Mendiguren
RODRIGO ERRASTI MENDIGURENMadrid

Durante muchos años era el Oporto de Pinto da Costa el que tenía fama de ser el club que mejor gestionaba los traspasos en el mundo. Se especializó en vender jugadores jóvenes a grandes europeos a precio de oro. Se podría decir que todo empezó en 2003, cuando José Mourinho llevó al equipo a la gloria europea: primero la UEFA y después la Champions League. Paulo Ferreira, Ricardo Carvalho y Deco se marcharon meses antes de Setairidis o Maniche dejando millones en la caja que se usaron a partir de ese momento para apostar por otros con idea de que triunfaran para ser vendidos: Pepe, Anderson, Bosingwa, Quaresma, Lisandro López, Bruno Alves, Lucho González, Guarin, Falcao, Hulk, James Rodríguez, Joao Moutinho, Eliaquim Mangala, Danilo, Alex Sandro o Jackson Martínez.

Una década después el Borussia Dortmund parece haberle relevado en esa categoría de club que compra talento, lo explota y después lo exporta consiguiendo un negocio redondo. El último ejemplo es el del estadounidense Christian Pulisic, que jugará en el Chelsea desde el final de la actual temporada pese a que ambos clubes acordaron un traspaso que asciende a 64 millones de euros, según anunció la entidad alemana. «El Borussia Dortmund ha llegado a un acuerdo con el Chelsea para un traspaso inmediato del jugador ofensivo Christian Pulisic. Los británicos le dejan en préstamo en el Borussia Dortmund hasta el final de la temporada». El joven extremo de 20 años - llegado hace tres a Alemania- terminará por lo tanto la temporada en Alemania, competición en la que el cuadro amarillo es el actual líder de la Bundesliga, antes de iniciar una nueva etapa en Inglaterra.

El entrenador del Dortmund, Lucien Favre, ha preferido habitualmente este curso al internacional inglés Jadon Sancho, en vez de Pulisic, para el extremo derecho. Sin embargo, el estadounidense ha sido titular en cuatro de los seis partidos de su equipo esta temporada en la Liga de Campeones. «La suma a pagar por el Chelsea por Pulisic, cuyo contrato con el Borussia Dortmund habría terminado al final de la próxima temporada, es de 64 millones de euros. El Borussia Dortmund no debe realizar pagos por el préstamo», explica el cuadro alemán. «Christian tenía como gran sueño jugar en la Premier League. Es algo que tiene que ver sin duda con su origen estadounidense, así que era imposible para nosotros poder renovar su contrato», subrayó el director deportivo del Dortmund, Michael Zorc, que considera este traspaso como una operación «muy lucrativa» para su club.

Más información

Millones de euros en plusvalía

Si repasamos los últimos movimientos del Borussia Dortmund nos damos cuenta que Zorc y su equipo de colaboradores tienen buen ojo para apostar por talento que después puede exportarse. El que más fácil viene a la memoria es el de Ousmane Dembelé, el francés que llegó por 15 millones del Stade Rennes y se fue por un centenar más al Barcelona. El extremo había llegado al club después de que el club rozase la gloria en la final de la Champions League de 2013 liderado por el canterano Mario Götze, otro que se marchó al Bayern dejando 37 millones en la caja, cifra casi idéntica a la de Matt Hummels (35, que había sido cedido primero y después traspasado desde Baviera por 4 millones).

Antes ya se habían ido otros (que luego también volvieron) como Nuri Sahin, que había sido nombrado mejor jugador de la Bundesliga en la 10/11, por 10 millones al Real Madrid o Shingi Kagawa al Manchester United por 16 millones. Otros también probaron en la Premier, como Henrikh Mkhitaryan que también fue al Manchester United por 42 millones (dejando 15 millones en caja más de los abonados al Shaktar Donetsk); Ilkay Gündogan en su caso al club vecino, Manchester City, por 25 millones (por los 5,5 invertidos cuando estaba en el Núremberg) o Pierre Emerick Aubameyang, llegado del Saint-Étienne por 13 millones y traspasado al Arsenal por 63,7 millones.

En los últimos años pocas veces han hecho un gran desembolso en un jugador. Estuvieron listos para pagar la cláusula de Marc Bartra, de solo 8 millones por un resquicio legal, aunque le acabaron vendiendo por 12 al Betis después de que sufriese heridas en el atentado contra el bus del equipo en 2017. Una venta que en cualquier caso les dejó plusvalía, como la de Ginter que llegó por 10 y se fue por 17 apenas un ejercicio después.

Alcácer y Sancho, los próximos

Algo que esperan suceda con Paco Alcácer, cedido por el Barcelona con una opción de compra de 21 millones que el Dortmund ya ha ejecutado, consciente de que el ritmo goleador del ariete le convierte en un objetivo apetecible para cualquier grande europeo. El valenciano, marca un tanto cada 39 minutos y es el máximo goleador de la Bundesliga con Jovic, es junto al joven inglés Jadon Sancho, el principal candidato a ser el próximo gran negocio del Borussia Dortmund tras llegar del City por 8 millones de euros hace solo unos meses. Muchos aciertos mientras que por contra, las operaciones fallidas se pueden contar con una mano, siendo André Schürrle, asistente en el gol decisivo de la final del Mundial 2014, el fichaje más caro en la historia del club con 32 millones de euros. Ahora mismo está cedido en el Fulham.

 

Fotos

Vídeos