PP y Ciudadanos acusan al Gobierno de «obstaculizar» el cobro del cheque guardería

Una guardería./A. Gómez
Una guardería. / A. Gómez

Miles de familias se quedarán sin la deducción de 1.000 euros este año porque la Agencia Tributaria solo tendrá en cuenta a los centros con licencia municipal y autónomica, pero muchos solo tienen la primera

Edurne Martínez
EDURNE MARTÍNEZMadrid

Todas las madres que hayan dejado a sus hijos menores de 3 años en una guardería durante 2018 están atentas a la deducción de hasta 1.000 euros por cada uno que estaba prevista por los Presupuestos del año pasado y que se hará efectiva por primera vez en la declaración de la Renta de este ejercicio. El problema es que la Agencia Tributaria (AEAT) no le devolverá este importe a muchas de ellas ya que solo tendrá en cuenta en el cálculo a los centros con licencia municipal y autonómica, pero muchos de ellos solo tienen la primera.

Es por ello que tanto PP como Ciudadanos han acusado al Gobierno de Sánchez de estar «obstaculizando» el cobro de este cheque guardería y critican que la AEAT «restringe» la ayuda únicamente a los centros de educación infantil autorizados. Los 'populares' aseguran que el impreso de Hacienda que los centros debían rellenar antes del 15 de febrero (modelo 233) no contempla la opción para las guarderías sin licencia autonómica, «lo que contradice el contenido de la Ley que se refiere tanto a las guarderías como a los centros de educación infantil».

Y es que la deducción que se incluyó en la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2018, los del Gobierno de Rajoy, hablaba de 1.000 euros adicionales para gastos de custodia del hijo menor de 3 años «en guarderías o centros de educación infantil autorizados», con el objetivo de facilitar la conciliación. Por tanto, esta decisión de la AEAT -que ellos explican por la «aplicación del reglamento»- obligará a miles de padres a «presentar una reclamación formar a Hacienda», lo que, en opinión del PP, «retrasará o incluso impedirá» el cobro de dichas deducciones si se desconoce el procedimiento de reclamación.

A juicio del partido de Albert Rivera, el Ministerio de Hacienda está haciendo una «aplicación restrictiva» de la ley limitando el pago a las escuelas infantiles con licencia municipal y autonómica, aunque muchas solo operan con la primera. Por ello, Ciudadanos quiere que el Gobierno explique por qué se están produciendo estos casos y si piensa permitir estas restricciones. Al mismo tiempo le reclaman medidas para que exista igualdad entre las familias que utilizan estos servicios de escolarización de 0 a 3 años.

Las guarderías se oponen

Desde el lado de los centros infantiles hay opiniones de todos los tipos. Algunas de las guarderías con licencia municipal señalan que las condiciones para registrar el centro en la comunidad autónoma es muy complicado en pequeños pueblos por las condiciones que exigen de tamaño, por ejemplo. Reclaman que siguen las normas de ocupación de niños por metro cuadrado, los seguros, impuestos, etc. y que con estas restricciones se pone en peligro la confianza de los padres en sus instalaciones.

Por el contrario, desde la Asociación de Centros Autónomos de Enseñanza Privada (Acade), su presidente Juan Santiago justifica la decisión de la Agencia Tributaria de solo dar la deducción a los centros con licencia municipal autonómica porque los que no tienen la segunda son «centros de ocio o ludotecas», pero no centros educativos.

Si Hacienda no cambia el criterio, estas guarderías no se podrían beneficiar de las ayudas a nivel estatal que se vayan a dar de ahora en adelante porque la AEAT explica que solo tiene en cuenta a los centros que estén autorizados por la administración competente, que en este caso son las comunidades autónomas porque las guarderías las regula el Ministerio de Educación.

Más información