El PSOE es también la opción preferida de los burgaleses residentes en el extranjero

La lista encabezada por Luis Tudanca logró 188 votos provenientes del extranjero./Aythami Pérez
La lista encabezada por Luis Tudanca logró 188 votos provenientes del extranjero. / Aythami Pérez

Podemos, que fue el partido más votado más allá de las fronteras nacionales en las autonómicas de 2015, baja a la segunda posición | PP y Ciudadanos logran los mismos votos

César Ceinos
CÉSAR CEINOSBurgos

El Partido Socialista fue la fuerza más votada entre los burgaleses residentes en el extranjero que participaron en las elecciones autonómicas que se celebraron el pasado domingo. 118 personas, el 27,85% del total de los votantes, eligieron la papeleta encabezada por el candidato del PSOE a la Presidencia de la Junta de Castilla y León, Luis Tudanca.

El PSOE burgalés mejoró los resultados que obtuvo más allá de las fronteras nacionales en las regionales de 2015, cuando únicamente 98 votos y fue el tercer partido más votado por detrás de Podemos y el Partido Popular. En cambio, la formación morada, que se presentaba coaligada con Equo, pasó de ser la primera fuerza entre los residentes en el extranjero hace cuatro años a la segunda el 26-M al recibir, en esta ocasión, 133 apoyos (el 19,70% de los votos), tres menos que en los anteriores comicios.

Resultado de las autonómicas en Burgos

En tercera posición quedaron igualados el PP y Ciudadanos tras conseguir cada partido 116 votos, el 17,18% de los votantes. Los 'populares', que en 2015 fueron los segundos con más respaldo entre los residentes en el extranjero, perdieron 16 votos, mientras que el partido naranja ganó 56 papeletas respecto a la anterior convocatoria electoral.

Del resto de partidos sobresalen Vox, que consiguió 60 votos (8,88%), e Burgos en marcha (IU-Anticapitalistas-PCAS-TC), que obtuvo 43 apoyos (6,37%). Las tres fuerzas menos votadas fueron el Partido Animalista contra el maltrato animal (PACMA), Contigo Somos Democracia (CSD) y el Partido Comunista de los Trabajadores de España (PCTE), que recibieron el apoyo de 10, 2 y 1 burgaleses en el extranjero, respectivamente.

Estos votos no cambiaron el reparto de escaños en la circunscripción de Burgos. El PSOE mandará cinco procuradores burgaleses a las Cortes de Castilla y León; el PP, tres; Cs, dos y Podemos, uno.

Escasísima participación

Más allá de los resultados, lo más destacado de la jornada electoral en el extranjero fue, de nuevo, la baja participación de los burgaleses residentes más allá de las fronteras españolas. Únicamente votaron 675 personas, el 3,80% del censo provincial de residentes ausentes, que en la convocatoria del pasado domingo estaba formado por 17.746 electores.

El porcentaje de participación fue ligeramente más alto que en 2015, (3,26%), pero muchísimo más bajo que el registrado en los comicios autonómicos de 2007, convocatoria en la que votó el 28,17% del censo en el extranjero.

Esto demuestra una vez más que el llamado 'voto rogado', la reforma de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) de 2011 que introdujo la obligación de que los emigrantes soliciten de forma explícita que quieren votar está dificultando ejercer este derecho a los burgaleses residentes en el extranjero.

Europeas

El PSOE también fue el partido más votado entre los burgaleses en el extranjero que ejercieron su derecho al voto en las elecciones europeas. Recibió 154 de las 611 papeletas que contaron ayer en la Junta Provincial Electoral. En segunda posición quedó Podemos-IU, que obtuvo el apoyo de 134 electores y en tercera, el PP, que sumó 105 votos. Cs se quedó a una del centenar.

Resultado de las europeas en Burgos