Rivera y Malú, ¿se acabó el amor?

Albert Rivera y la cantante Malú./
Albert Rivera y la cantante Malú.

El líder de Ciudadanos y la cantante podrían haber roto. «Ella le reprocha una notable falta de naturalidad», asegura un confidente

I. CUESTA

Seis meses. Poco más habría durado el noviazgo del año si es cierta la información que ofrecía ayer el programa 'Socialité' de Telecinco y Albert Rivera y Malú han puesto fin a su relación. Según esa misma fuente, la cantante habría decidido cortar con el líder de Ciudadanos cansada de soportar la presión del equipo de prensa de su novio y de la poca naturalidad con la que el político parecía dispuesto a llevar la relación. De hecho, la gota que podría haber colmado el vaso de la paciencia de la hija de Pepe de Lucía ha sido la recomendación, por parte de los asesores de Rivera, de no subir a las redes sociales una imagen de ambos disfrutando de los paisajes de Normandía. «Malú reprochaba al presidente de Ciudadanos una notable falta de naturalidad», ha asegurado el confidente a 'Socialité', el programa que presenta María Patiño.

El caso es que la relación, que parecía marchar viento en popa a pesar de que la pareja apenas se ha dejado ver junta, podría haber terminado poco después de empezar. En los últimos meses, desde que en febrero se supo que el político y la cantante madrileña estaban juntos, se les ha inmortalizados de compras, saliendo de un conocido restaurante de Madrid y descansando en Comporta, una exclusiva zona de la región del Alentejo portugués.

La noticia se extendió ayer como la pólvora. Hace sólo unos días, la cantante compartió en sus redes sociales un mensaje que parecía dirigido a insuflar ánimo a su novio, en un momento en el que la formación que lidera atravesaba una profunda crisis. «Ve por ello. Cuidado con los miedos, les encanta robar sueños», publicó. Sus palabras rápidamente se interpretaron como un claro espaldarazo a Rivera, aunque ayer, en vista de los acontecimientos, ya hubo quien se apresuró a hacer una nueva lectura asegurando que, en realidad, se trataba de una suerte de aviso a navegantes.

La realidad es que Malú, que siempre se ha mostrado extremadamente discreta con su vida privada, nunca escondió la que hasta ahora ha sido su relación más oficial: la que durante tres años mantuvo con el periodista Gonzalo Miró. Mucho más hermético ha sido siempre Rivera. Poco se sabe de Mariona Saperas, la madre de su hija Daniela, y de Beatriz Tajuelo, la azafata con la que compartió su vida hasta hace muy poco; apenas empezábamos a conocerla cuando su amor... también se rompió.