Casado reedita su alianza con Foro Asturias, UPN y PAR en plena división de la derecha

La presidenta de Foro Asturias, Carmen Moriyón, el vicepresidente de Foro, Francisco Álvarez Cascos, y el presidente del PP, Pablo Casado. (/EFE
La presidenta de Foro Asturias, Carmen Moriyón, el vicepresidente de Foro, Francisco Álvarez Cascos, y el presidente del PP, Pablo Casado. ( / EFE

El líder del PP resalta el acuerdo no sólo como fuerzas políticas que defienden la Carta Magna, sino como «patrióticas»

Nuria Vega
NURIA VEGAMadrid

Pablo Casado selló este miércoles la primera de las tres alianzas electorales que ha decidido reeditar para el 28 de abril. El presidente de los populares firmó en Oviedo el acuerdo por el que PP y Foro Asturias volverán a concurrir juntos a las elecciones generales. Mañana se desplazará a Pamplona para escenificar su coalición con Unión del Pueblo Navarro. Y la próxima semana rubricará el pacto con el Partido Aragonés. La idea de Génova es aunar fuerzas allí donde sea posible para evitar una mayor fragmentación de la derecha ahora que Ciudadanos y Vox compiten por el espacio que tradicionalmente han ocupado los conservadores.

«Lo que puedo decir es que la reconquista del constitucionalismo y de la concordia y del sentido común en el Gobierno de España empieza hoy», proclamó Casado en el acto de Oviedo. El líder de los populares definió, además, a los partidos firmantes del acuerdo no sólo como fuerzas políticas que defienden la Carta Magna, sino como «patrióticas», y agradeció especialmente su contribución al vicepresidente de Foro Asturias, Francisco Álvarez-Cascos, antiguo secretario general –o «general secretario», como se referían a él– del PP.

En el caso de UPN el pacto es más amplio. No sólo acudirá con los populares a las elecciones del 28-A, sino a los comicios forales y municipales del 26 de mayo. La formación navarra aprobó este fin de semana la alianza por la que ha recibido el reproche de otros partidos. «El acuerdo es malo para el nacionalismo y bueno para constitucionalistas», replicó su presidente, Javier Esparza.

El PP se esfuerza estos días por combatir la división en la derecha con el argumento de que los votos a Ciudadanos y Vox podrían no traducirse en escaños. De ahí que Casado celebrara hoy la suma de fuerzas con Foro Asturias: «Vamos a conseguir capitalizar la confianza de los asturianos y garantizar un cambio en el Gobierno».