La Fiscalía quiere justificar los «violentos enfrentamientos» del 1-O en el juicio del 'procés'

Disturbios en Barceloa durante la celebración del referéndum del 1-O-/Afp
Disturbios en Barceloa durante la celebración del referéndum del 1-O- / Afp

Remita al tribunal la lista de 256 testigos para demostrar la ilegalidad de las votaciones, la «pasividad» de los Mossos o los incidentes de la consejería el 20-S

Mateo Balín
MATEO BALÍNMadrid

La Fiscalía del Supremo ha remitido un escrito de pruebas al tribunal que juzgará a los 18 procesados en el sumario del 'procés' político catalán. El Ministerio Público ha justificado la necesidad de citar a los 256 testigos que ha pedido para la vista oral con el objetivo de demostrar, entre otras cosas, los «violentos enfrentamientos» que causaron heridas a un centenar de agentes durante el referéndum ilegal del 1 de octubre.

En el escrito, firmado por el fiscal del Tribunal Supremo Javier Zaragoza, explica por qué son necesarias estas testificales, que pretenden probar cómo los miembros de la Mesa del Parlament sabían de la ilegalidad de sus votaciones, cómo los Mossos adoptaron una actitud pasiva a la hora de impedir el referéndum ilegal, la violencia que se produjo en el registro a la Consejería de Economía el 20 y 21 de septiembre de 2017 o la que sufrieron policías y guardias civiles el 1-O.

La Fiscalía, que pide penas de prisión de entre 16 y 25 años de cárcel para los líderes del 'procés' en prisión preventiva, plantea en su escrito la citación de 100 de agentes que resultaron heridos y los que entonces eran los máximos responsables de ambos cuerpos en Cataluña: el comisario Sebastián Trapote y el general Ángel Gozalo.

También solicita la testifical de los mandos y agentes de la Guardia Civil que participaron en el registro de la sede de la consejería en la 'operación Anubis', en el que cientos de personas bloquearon el acceso al edificio para protestar contra la labor de la comitiva judicial.

Jefes del dispositivo policial

En la parte de su escrito de acusación en la que propone las testificales, el Ministerio Público solicita la comparecencia del exletrado mayor del Parlament Antonio Bayona -que renunció al cargo en junio pasado, tras haber cuestionado el referéndum unilateral-, y el secretario general del Parlament, Xavier Muro.

También la testifical del que fue responsable del dispositivo policial del 1-O, el coronel de la Guardia Civil Diego Pérez de los Cobos; el exdelegado del Gobierno en Cataluña Enric Millo; el exsecretario de Estado de Seguridad José Antonio Nieto, y el exsecretario general técnico del Ministerio de Interior Juan Antonio Puigserver.

El que era subsecretario del Ministerio de Hacienda cuando ocurrieron los hechos, Felipe Martínez Rico, también figura en la relación de testigos que propone la Fiscalía.

Otros testigos que quiere oír en el juicio la Fiscalía son los miembros de la Mesa del Parlament durante la pasada legislatura José María Espejo-Saavedra, de Ciudadanos, y David Pérez, del PSC, así como el entonces director de la Delegación de la Generalitat ante la Unión Europea, Amadeu Altafaj, y el responsable del Diplocat, Albert Royo.

La Fiscalía también propone la testifical de Helena Catt y Wim Kok, portavoces del equipo internacional de expertos electorales internacionales contratados por la Generalitat para actuar como observadores del 1-O. Y de los agentes de la Guardia Civil que analizaron los documentos que se intervinieron a Josep Maria Jové durante el registro a la Consejería, entre ellos el documento «Enfocats» y la libreta «clave» en los que se detalla la hoja de ruta para la independencia.

Más información

 

Fotos

Vídeos