Susana Díaz advierte: «La Constitución sigue vigente»

Susana Díaz.

La líder de los socialistas andaluces felicita al nuevo presidente del Gobierno y ofrece su colaboración

CECILIA CUERDOSevilla

La presidenta andaluza Susana Díaz, quien disputó a Pedro Sánchez el liderazgo del PSOE hace un año, se ha sumado a la corriente de felicitaciones por su nombramiento como presidente del Ejecutivo, pero no ha querido dejar pasar la ocasión para mandar un mensaje y marcar el camino del futuro gobierno, que ha salido adelante con el apoyo de los independentistas catalanes. «La Constitución sigue plenamente vigente a día de hoy», ha dicho.

Díaz se ha pronunciado así en un escueto video colgado en sus redes sociales, en el que felicita a su «compañero» por ser nuevo presidente del gobierno y le ofrece «apoyo y lealtad». Pero también marca la senda al nuevo ejecutivo y deja dejar claro que no hay espacios para concesiones a la plurinacionalidad o la reforma de la Carta Magna con tal de mantenerse en el gobierno.

«La Constitución sigue plenamente vigente y respondiendo a las necesidades de nuestro país», ha asegurado, porque «quienes la hemos defendido siempre sabemos que responde a las necesidades que tiene España en cada momento». En este caso, con el mecanismo de la moción de censura, recogido en el texto normativo, y que ha dado respuesta a la necesidad de «un gobierno honesto y sensible con los ciudadanos».

En su intervención, Díaz ha recordado, como han hecho a lo largo de la mañana otros dirigentes del partido en Andalucía, que a la región «siempre le ha venido bien» un socialista en La Moncloa. «Han tenido sensibilidad con los problemas de esta tierra», justificó, «y estoy plenamente convencida de que será así».

La presidenta andaluza ha expresado su disposición a «colaborar con el gobierno de España y defender con firmeza los intereses de Andalucía», dos actitudes que ha asegurado no son incompatibles, y se ha mostrado convencida de que con este nuevo ejecutivo «muchas necesidades y problemas de los ciudadanos verán un horizonte de luz».

Poco antes era su portavoz parlamentario y exportavoz de la gestora que pilotó las primarias socialistas, Mario Jiménez, quien mostraba su confianza en que el cambio al frente del ejecutivo suponga el inicio de una «nueva etapa», incidiendo en la necesidad que había en España de abrir una «nueva etapa» que «corrija» lo que ha definido como «años de plomo» del PP, en alusión a los recortes en los «derechos sociales, civiles y laborales». El gobierno de Rajoy, ha insistido el portavoz socialista andaluz, impuso una «hoja de ruta terrible», por lo que el cambio «lo estaba demandando hace mucho tiempo la inmensa mayoría de los españoles».

En este punto, ha ratificado su convicción de que el nuevo ejecutivo socialista «va a ser muy bueno para España y para Andalucía», confiando en que se abra una etapa de diálogo «productivo» entre ambos ejecutivos. «Cuando la derecha gobierna, se castiga y se discrimina a Andalucía», ha lamentado, contraponiendo a la situación cuando Andalucía ha tenido «un gobierno amigo» en Moncloa. Jiménez ha pronosticado que al igual que ocurrió con Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, habrá un ejecutivo que va a ser «sensible, leal, comprensivo y que pondrá la agenda andaluza en primer nivel».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos