Zapatero rechaza una gran coalición entre PSOE y PP

José Luis Rodríguez Zapatero. /Efe
José Luis Rodríguez Zapatero. / Efe

Tampoco respalda un pacto de los socialistas con Rivera por sus acuerdos con Vox

EUROPA PRESS

El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero descarta una gran coalición entre el PSOE y PP tras las elecciones del 10-N, y se ha mostrado favorable a que el PSOE pacte con Podemos y Más País para configurar un gobierno progresista «en cualquiera de las fórmulas».

«Venimos de una tradición de 40 años donde no ha habido gobiernos de coalición ni acuerdos de legislatura entre PP y PSOE. Lo normal es que se configure un gobierno en la mayoría progresista que haya«, ha manifestado el exlíder socialista en una entrevista en RNE. De esta forma se ha desmarcado de los también expresidentes del Gobierno Mariano Rajoy y Felipe González, que abogan por un «entendimiento del bipartidismo».

Zapatero considera más lógico configurar un gobierno progresista para que haya gobernabilidad. «La investidura es un día, pero todo lo demás importante como aprobar presupuestos o leyes se hace semana a semana», ha señalado. Y ha apelado a que las fuerzas de izquierda se pongan de acuerdo en base a sus medidas: «En cuestiones programáticas no veo objetivamente razones para que no pueda haber un acuerdo en cualquiera de las fórmulas», ha señalado.

Aunque reconoce que hay «distancias» entre el PSOE y Podemos, insiste en la necesidad de llegar a un acuerdo tras las elecciones de noviembre. «Sé lo que cuesta crear esa cultura de pactos, pero espero que sea a partir del día 10», ha indicado. «Si el mandato del electorado vuelve a ser una mayoría progresista, PSOE, Podemos y seguramente Más País tendrán que ponerse de acuerdo», ha asegurado Zapatero, quien ha rechazado la posibilidad de unas terceras elecciones.

No a Ciudadanos

El exjefe del Ejecutivo tampoco es partícipe de un acuerdo de Gobierno con Ciudadanos. Para Zapatero, los pactos de la formación de Albert Rivera con Vox le invalidan como socio.

Así, ha añadido que «apoyar mayorías con Vox trae consecuencias» y «le va a marcar durante mucho tiempo». «Ahora decir 'estoy dispuesto a sentarme con el PSOE' no vale, hay una distancia insalvable para mantener la credibilidad política», ha zanjado Zapatero.