La Junta ofrece a sus empresas de conservación la opción de contratar a los afectados por el ERE de la AP-1

Trabajadores de Europistas se movilizan para conservar su empleo. /BC
Trabajadores de Europistas se movilizan para conservar su empleo. / BC

El consejero de Fomento ha confirmado que la Junta está haciendo «algún movimiento» para ayudar a los trabajadores de Europistas

AYTHAMI PÉREZBURGOS

La Junta de Castilla y León ha puesto en conocimiento de las empresas adjudicatarias de las labores de conservación de las carreteras autonómicas la posibilidad de contratar a personal «formado» como son los trabajadores afectados por el expediente de regulación de empleo (ERE) de Europistas. Esta es la empresa concesionaria de la AP-1 (Burgos-Armiñón) cuyo contrato expira el próximo 30 de noviembre, cuando se producirá la liberalización de la vía.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha informado de ello hoy en Burgos y ha mostrado su apoyo «completo y total a los trabajadores» y ha señalado que «la AP-1 es una infraestructura del Estado y es el Gobierno el que tiene que tener previstas las consecuencias del fin de la concesión».

Suárez-Quiñones ha confirmado que desde la Junta «ya hemos hecho algún movimiento para poner en conocimiento de las empresas adjudicatarias de nuestros contratos de conservación la existencia de un personal formado. Ahora está en las manos de las empresas esa necesidad de personal». El consejero también ha reconocido que «igual tenemos que hacer más de lo que hacemos pero estamos trabajando para ayudar en la medida de nuestras posibilidades y competencias».

En este sentigo, Suárez-Quiñones ha señalado que, con la nueva normativa, «este personal está más formado ahora que termina su trabajo en la concesionaria para que pueda tener una empleabilidad en otros ámbitos distintos a la extinta función que hacían para la concesión de la AP-1».

El consejero también ha celebrado en Burgos la liberalización del peaje, ya que, según su criterio, «todo lo que sea gravar al ciudadano con cargas económicas, es negativo. Lo que hay que hacer, en situaciones económicas delicadas, es fomentar el consumo».

Más información

 

Fotos

Vídeos