Alfoz de Santa Gadea documenta su ajetreada Edad Media

De izquierda a derecha: el editor, Carlos Calvo; la autora, Carmen Arribas, y el alcalde de Alfoz de Santa Gadea, Ricardo Martínez./CC
De izquierda a derecha: el editor, Carlos Calvo; la autora, Carmen Arribas, y el alcalde de Alfoz de Santa Gadea, Ricardo Martínez. / CC

La investigadora Carmen Arribas explica la importancia económica ganadera y maderera de la zona en un libro que acaba de ser publicado

César Ceinos
CÉSAR CEINOSBurgos

El Ayuntamiento de Alfoz de Santa Gadea ha presentado esta mañana un libro que recoge los vaivenes históricos del actual municipio desde la primera referencia documental del territorio en el año 857 hasta los albores de la Edad Contemporánea.

Este manual, que ha sido escrito por la historiadora María del Carmen Sonsoles Arribas Magro, forma parte de la colección de siete guías que está elaborando desde hace 16 años el Consistorio con el objetivo de difundir y poner en alza el conjunto de valores que caracterizan y distinguen a Alfoz de Santa Gadea.

Entre los numerosos datos que ha recogido para el estudio, la investigadora ha destacado la importancia económica ganadera y maderera de la zona en la Edad Media. De hecho, ha explicado que cree que el cometido de la fortaleza de Peña Castillo, el elemento dominador del alfoz que aparece en el testamento del infante don Pedro (año 1317), era puramente económico, puesto que controlaba los recursos del monte de Hijedo y, en aquellas fechas, existía el impuesto de la hachería que gravaba específicamente la corta de árboles.

Asimismo, Arribas ha resumido los numerosos cambios de propiedad del territorio, que pasó por las manos de condes, reyes, infantes y señores de alta alcurnia tras matrimonios, batallas y herencias. La última familia nobiliaria que estuvo ligada al alfoz fue la casa de Manrique -posteriormente nombrados Marqueses de Aguilar de Campoo y Grandes de España-, que lo mantuvo desde mediados del siglo XV hasta la desaparición de los señoríos a partir de la entrada en vigor de la Constitución de 1812.

Por su parte, el alcalde del municipio, Ricardo Martínez, ha subrayado la importante labor de la historiadora, así como su esmerado trabajo y ha adelantado que los dos libros que faltan de la colección, los relacionados con la fauna y la etnografía, se presentarán, si todo marcha como está previsto, entre los meses de septiembre y octubre.

 

Fotos

Vídeos