El PCAS pide la gestión pública de la AP-1 y del resto de autopistas de peaje

Imagen de la incorporación a la AP-1/GIT
Imagen de la incorporación a la AP-1 / GIT

Los castellanistas han presentado una Proposición No de Ley debido «al reiterado desinterés y a la incapacidad demostrada por las empresas concesionarias»

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El Partido Castellano (PCAS) a través de su socio institucional en Primavera Europea , Compromís, ha presentado una Proposición No de Ley (PNL) que pide la reversión a gestión pública por parte del Ministerio de Fomento de autopistas de peaje AP-1, que sale de Burgos, y de las AP-6, AP-51, AP-61, AP-6. Se trata de una decisión tomada, tal y como ha comunicado el partido, «por el reiterado desinterés y la incapacidad demostrada por las empresas concesionarias para gestionar dichas autopistas de peaje en los últimos años cada vez que se presenta una situación meteorológica de cierta complicación».

Para los castellanistas «es una paradoja que estas empresas concesionarias cobren unos precios que los usuarios consideran abusivos y arbitrarios desproporcionados con el servicio que prestan». En relación a las situaciones provocadas por los temproales de frío las autopistas de peaje AP-6 (Las Rozas-Adanero) Iberpistas (del grupo Autopistas, filial de Abertis), AP-51 (Villacastín-Ávila) y AP-61 (San Rafael-Segovia), Castellana de Autopistas S.A y la empresa concesionaria de la Autopista de Peaje AP-1 (Castañares-Eibar), Europistas e Itinere Iridium, «han demostrado una nula capacidad para hacer frente a su obligación como concesionaria del correcto mantenimiento de la vía».

Además, «a esta problemática de falta de previsión en situaciones climáticas adversas», según el PCAS, «se suma la peligrosidad que supone la N-I», por lo que el partido reclama «la liberación inmediata de la AP-1 por motivos de seguridad vial».

Por todo esto, el Partido Castellano «insta al Ministerio de Fomento a que emprendas las acciones legales para llevar a cabo la reversión a la Administración Pública de las autopistas AP-6, AP-51, AP-61, AP-1». Además, concluyen, «Fomento tiene que asegurar el futuro laboral de los trabajadores de las actuales empresas concesionarias de las autopistas de peaje, manteniendo los puestos de trabajo necesarios para el mantenimiento de las citadas vías».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos