Los sindicatos aseguran que Correos ha perdido 100 empleos a lo largo de los últimos años

De izquierda a derecha, Fernando Lara (CC OO), Raquel Sanz (Sindicato Libre) y Jesús María García (UGT)./CC
De izquierda a derecha, Fernando Lara (CC OO), Raquel Sanz (Sindicato Libre) y Jesús María García (UGT). / CC

CC OO, CSIF, UGT y Sindicato Libre anuncian de nuevo movilizaciones si no hay diálogo entre SEPI, Fomento y los trabajadores de la empresa para evitar «la precarización y desregularización» del servicio postal público

César Ceinos
CÉSAR CEINOSBurgos

Los sindicatos Comisiones Obreras (CC OO), Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), Unión General de Trabajadores (UGT) y Sindicato Libre de Correos y Telecomunicaciones han anunciado que continuarán manifestándose si los actuales responsables de Correos, del Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) y del Ministerio de Fomento no llevan a cabo acciones para evitar «la precarización y desregularización», que, a juicio de los representantes de los trabajadores, está sufriendo el servicio público postal.

Las próximas protestas de los empleados burgaleses, que están previstan para el 7 de noviembre, serán un parón de tres horas y una concentración frente a la subdelegación del Gobierno en Valladolid (lugar al que acudirán desde toda la región). La tercera, fijada para el 30 del mismo mes, será una huelga general en la empresa, según han explicado esta mañana Fernando Lara, de CC OO; Raquel Sanz, de Sindicato Libre, y Jesús María Serna, de UGT. «Mientras no haya cambios ni reuniones con el nuevo Gobierno continuaremos con el calendario de movilizaciones», ha afirmado Lara.

Mismas propuestas

Las centrales sindicales siguen exigiendo la aprobación de nuevos convenios para la mejora de salarios y derechos, así como la restitución de los puestos de trabajo que se han suprimido con la crisis económica. El sindicalista de CC OO ha explicado que en la provincia se han perdido unos 100 puestos en los últimos ocho años, pasando la plantilla de 450 empleados a solo 350. Por el contrario, ha alertado que han crecido las jornadas parciales en un 22% y el personal eventual en un 35%.

La caída de trabajadores ha provocado, según la opinión de Lara, la reducción de la apertura de las oficinas de Melgar de Fernamental, Belorado, Espinosa de los Monteros o Pradoluengo, y de la disminución de la cobertura de los carteros, «que no pueden ir a todos los lados». «Con los recortes no se suplen los puestos y no se llega a todas las localidades», ha añadido.

Por otro lado, los sindicatos creen conveniente la creación de un plan estratégico de viabilidad en el que se incluya el mercado de la paquetería para que la empresa no dependa «exclusivamente de la carta» y una mayor financiación desde los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para cubrir tanto el déficit que genera el servicio como el gasto que suponen los avances tecnológicos.

En este último asunto, los sindicatos han criticado la reducción de la aportación durante la tramitación de los PGE de 2018, que dejaron la cuota estatal a Correos en unos 60 millones de euros, y han solicitado que se destine a esta empresa 180 millones de euros en la planificación de las próximas cuentas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos