30 años de chirigota a los pies de la Catedral

En esta ocasión, el Ministerio del Tiempo ha reclutado a la comparsa/CLR
En esta ocasión, el Ministerio del Tiempo ha reclutado a la comparsa / CLR

La comparsa de la Peña Recreativa Castellana ha vuelto a entonar, un año más, sus críticas sociales y llenas de guasa ante centenares de burgaleses

Cristina López Reques
CRISTINA LÓPEZ REQUESBurgos

Tabardo marrón, chaleco amarillo, pantalones calados verdes y polainas blancas. Elegantes, como todos los años, han vuelto los integrantes de la Peña Recreativa Castellana a la escalera de la Catedral. No hay duda de que es una de las citas más esperadas del Carnaval. Apiñados, centenares de burgaleses esperaban impacientes ver asomar a la comparsa por el Arco de Santa María.

Y por fin, entre aplausos, los viajeros del tiempo han tomado posición en la escalinata. Y es que, este año el Ministerio del Tiempo les ha reclutado para combatir muchos de los temas de actualidad, para que así la provincia burgalesa no se quede estancada en el pasado. El día que vuelva la pasarela de El Crucero, «una fiesta hay que montar», han cantado. La reapertura del Tren Directo también ha estado presente, señalando con guasa que, «de aquí a los madriles, por Pucela no hay que ir». Y entre los deseos de estos ministéricos, «descubrir el misterio del AVE».

Una vez más, la alocada imaginación de esta comparsa ha hecho disfrutar. Venían con la intención de no dejar títere con cabeza, ni político sin mofa. Y por ello, «los desvaríos catalinos» también han sido criticados. «Vuelva con nosotros», le han pedido a Puigdemont, para que así pueda «charlar de sus cositas to’ lo que quiera con el Oriol». Y al mismo tiempo, todos los burgaleses reunidos en la Plaza del Rey San Fernando han entonado la chirigota.

Y como se ha escuchado en uno de los cortos, la Peña Recreativa Castellana cumple 30 años cantando las chirigotas. Ellos se muestran con el público muy «orgullos de tenerles to’ los años». Y, por su parte, el público les devuelve el agradecimiento con muchas risas durante la actuación y una gran ovación al finalizar. Pues, sin duda, la manera que tiene esta chirigota de poner color al Carnaval es una de las que más enorgullece a la ciudad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos