Burgos incorpora cuatro nuevas rutas al cinturón verde de la ciudad

Cinturón Verde de Burgos. /BC
Cinturón Verde de Burgos. / BC

La capital burgalesa tiene 44 kilómetros más para conocer el entorno y su patrimonio natural

Burgos Conecta
BURGOS CONECTABurgos

El Ayuntamiento de Burgos ha incorporado al cinturón verde de la ciudad cuatro nuevas rutas señalizadas con el objetivo de completar el conocimiento del entorno medioambiental y de patrimonio natural de la ciudad por parte de sus ciudadanos. A través del Plan de Empleo Municipal de 2018 se han señalizado cuatro nuevas rutas, que recorren el cinturón verde de Burgos.

Con esta incorporación son 44,1 kilómetros más de itinerarios señalizados para senderistas, que permiten descubrir algunos de los paisajes más característicos del entorno de la ciudad y que han sido trazados y señalizados a propuesta de los propios representantes de los barrios.

Las nuevas rutas son las siguientes:

Ruta Barrio Villímar-Barrio de Cótar:Longitud de 11,8 kilómetros. Inicio y final barrio de Villímar.

Ruta Monasterio de Fredesval-Barrio de Villatoro: Longitud de 11,8 kilómetros. Inicio en la estación de trenes y final en Avenida de Valentín Niño.

Ruta Cartuja de Miraflores-Barrio de Cortes: Longitud de 11,3 kilómetros. Inicio y final en el inicio ascenso a la Cartuja de Miraflores.

Ruta Río Arlanzón-Barrio de Villalonquéjar: Longitud de 9,2 kilómetros. Inicio y final en el puente de la Fábrica de la Moneda

Las tres primeras rutas recorren los pinares del cinturón verde, así como los paisjes agrícolas de los páramos que rodean la ciudad. Además del valor ecológico y paisajístico de los ecosistemas por los que transitan, permiten una aproximación al rico patrimonio cultural de nuestro entorno: una de las rutas tiene su origen en la Cartuja de Miraflores y otra se aproxima al Monasterio de Fredesval.

La ruta que recorre el río Arlanzón desde la Fábrica de la Moneda hasta Villalonquéjar descubre a los senderistas la riqueza ecológica de las riberas del río Arlanzón, en la que se combinan las especies de árboles y arbustos propias de los ecosistemas asociados al agua, con una notable riqueza ornitológica.

Estas cuatro nuevas rutas se unen a la red de 13 rutas ya señalizadas y, en su conjunto, permiten conocer de forma detallada todo el Cinturón Verde y los variados ecosistemas de nuestro entorno.