Salinero considera que Burgos paga demasiado por el contrato con Air Nostrum por un «servicio no competitivo»

La media de ocupación de los aviones a Barcelona es de 40 viajeros. /GIT
La media de ocupación de los aviones a Barcelona es de 40 viajeros. / GIT

El Ayuntamiento de Burgos, a través de la Sociedad de Promoción, ha pagado por cada pasajero a Barcelona 120 euros en el mes de septiembre y 90 en agosto

AYTHAMI PÉREZBURGOS

El contrato firmado por la Sociedad de Promoción y la empresa Air Nostrum para ofrecer vuelos a Barcelona desde Burgos es «desproporcionado y no sigue ninguna lógica de eficacia administrativa», según el concejal no adscrito Raúl Salinero.

El contrato se ha adjudicado por un precio anual de 1.200.000 euros y dos anualidades. Salinero ha señalado que PSOE, PP y Ciudadanos han apoyado un contrato con una empresa que «no es nueva en nuestro aeropuerto y que prestó servicios deficientes. Estamos pagando demasiado por un servicio no competitivo», ha afirmado Salinero. El concejal también ha acusado a estos tres grupos políticos de querer «que despeguen aviones pero no despegue el aeropuerto».

Para Salinero los datos son «malos». En relación a la cantidad de viajeros, el Ayuntamiento pagó por cada pasajero que viajó a Barcelona en junio 131 euros. En el mes de julio se pagó 105 euros, en agosto fueron 90 euros y en septiembre han sido 120 euros.

El edil también ha señalado que en el pasado, el Ayuntamiento, la Diputación de Burgos y la Junta de Castilla y León se gastaron durante seis años 2.200.000 euros en el aeropuerto. «Ahora, el Ayuntamiento ha sacado un contrato de dos años por 2.400.000 euros y la media de ocupación de los aviones no supera las 40 plazas», ha puntualizado Salinero.

En esta línea, comparando los datos del contrato que Air Nostrum ofertó a la ciudad en 2015 y que finalmente fue para León Air, Salinero ha señalado que el contrato actual es «más caro» y ofrece «menos frecuencias» de vuelos. En 2015, Air Nostrum ofertó al Ayuntamiento un convenio por un importe anual de 275.000 euros, con cuatro vuelos a la semana a Barcelona, se ofrecían más destinos y paquetes turísticos. Salinero también ha acusado a la empresa de «chantaje» por dejar de ofrecer vuelos a Barcelona en 2015, cuando la operativa de vuelos fue para León Air.

Valoración

Salinero considera que «es el momento de hacer valoración sobre lo que ha pasado en el primer trimestre de este contrato que la Sociedad de Promoción ha firmado con Air Nostrum». El concejal propone «hablar con Air Nostrum para bajar el precio del contrato y aumentar la frecuencia de vuelos». También sugiere diseñar un plan director, orquestado por la Junta de Castilla y León. A la institución regional ha acusado de «tener todos los aeropuertos infrautilizados». Salinero considera que habría que «buscar colaboración para que cada aeropuerto de Castilla y León tenga un fin. Se podría redirigir a aeropuerto de mercancías o dormitorio».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos